La taekwondesa española Adriana Cerezo Iglesias se mostró contenta pero insatisfecha tras ganar este sábado la medalla de plata en la categoría de menos de 49 kilos, y deseó "que sea la primera de muchas y no más de plata ni de bronce".

"Me voy a tirar unos días pensando en esos segundos", dijo Cerezo al pasar por la zona mixta tras recibir su metal, el primero de la expedición olímpica española, aunque no el que ella esperaba, el oro, que se le escurrió en los últimos siete segundos del combate tras una certera patada de la tailandesa Panipak Wongpattanakit.

"He sido yo la que ha perdido", dijo la madrileña, que explicó que a una profesional de la categoría de Wongpattanakit, actual número uno del mundo y bronce en Río 2016, "no puedes darle una oportunidad como esa, porque la coge".

La madrileña, muy severa con su propio desempeño en el último combate, considera que ahora es tiempo "de trabajar en eso", porque "no puede repetirse", y dijo que lo único que le queda es "marcharse" y seguir mejorando, participando en más torneos y entrenando para que este sea el pistoletazo de salida de una prolífica carrera.

La española, que tuvo su debut olímpico en Tokio, perdió por un ajustadísimo margen de 11-10 frente a la tailandesa.

Preguntada en una rueda de prensa posterior, Cerezo, de tan sólo 17 años y que es la benjamina de la expedición olímpica de España, se dijo "muy contenta de abrir la lata" del medallero olímpico español, aunque los últimos compases de la final no salieran como ella y su equipo habían planeado.

Pese a haber pisado el podio con cierta amargura, pues una victoria más clara de Wongpattanakit no le hubiera sentado tan mal, la madrileña dijo haber disfrutado "mucho" del día. "Las emociones te mantienen en tensión y las horas pasan voladas", declaró.

"Gran lección de madurez"

Por su parte, los Reyes han querido felicitar a Adriana Cerezo, la benjamina del equipo español en los Juegos Olímpicos de Tokio, por haber dado a España este sábado la primera medalla: una plata en la categoría de -49 kilos de taekwondo.

Don Felipe y doña Letizia han trasladado su felicitación a través de un mensaje en la cuenta de Twitter de la Casa Real.

"¡Primera medalla para España! Enhorabuena, Adriana, con solo 17 años has sabido competir con determinación, confianza y precisión. ¡Seguro que muchos medallistas españoles te seguirán!", han afirmado los reyes al conocer el triunfo de esta taekwondista.

Así, el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez ha felicitado a la taekwondista española Adriana Cerezo tras conquistar la medalla de plata en los Juegos Olímpicos de Tokyo 2020, en la categoría de -49 kilos, y destacó su "gran lección de madurez" durante todo el torneo.

"¡Brava, Adriana Cerezo! Inauguramos el medallero olímpico de España en Tokyo 2020. Un espectacular combate de taekwondo y una gran lección de madurez de esta joven madrileña de 17 años", escribió Pedro Sánchez en su cuenta de Twitter.

"Te espera una carrera inmensa. ¡Enhorabuena por esta medalla de plata!", añadió el presidente del Gobierno tras la final disputada por Adriana Cerezo, de 17 años, que estuvo muy cerca del oro olímpico ante la tailandesa Panipak Wongpattanakit (11-10).

Además, el presidente del Comité Olímpico Español (COE), Alejandro Blanco, se refirió a la taekwondoka española Adriana Cerezo como "una estrella mundial" después de lograr la plata.

"Ha perdido en el último segundo, pero tiene 17 años y es subcampeona olímpica. Ha sorprendido a todo el mundo. Es un hecho histórico. Ha llorado porque sabe que se le ha escapado en el último ataque. He estado con la Ejecutiva internacional y todo el mundo habla de ella. Ha sido un bombazo el combate contra la china. Ha nacido una estrella del taekwondo mundial", dijo en declaraciones a TVE que recoge Europa Press.

La familia de Adriana Cerezo celebra su medalla de plata desde España Vídeo: Agencia ATLAS | Foto: EFE

Finalmente, la madre de la joven promesa deportiva no ha dudado en hacer declaraciones sobre la actuación de su hija en los JJOO. "Es una plata muy bien ganada y muy bien trabajada. Nos hemos quedado a las puertas del oro por un punto", aseguro May Iglesias, para luego añadir: "Esto es así, el taekwondo se gana o se pierde; hay contrincantes muy buenos, se ha medido a lo más grande que hay y ella ha demostrado que está al nivel. Estamos muy orgullosos".