ste periódico publicó el jueves que la Diputación Provincial encargó un cuadro de Aznar al pintor José Vicente Forner. La información estaba contrastada. Así lo dice el folleto sobre una exposición de Forner que edita la misma Diputación Provincial y lo confirmó el jueves el mismo pintor. La única variable fue la del diputado Javier Perelló que apuntó que el cuadro era un encargó del partido.

Pero ayer los que decían digo dijeron diego. A partir de que Fabra dijo que la Diputación no había pagado nada todos a correr. El propio Forner se desdijo. ¿Existirá el cuadro? Si existe, aparentemente es magnífico. ¿Por qué la Diputación afirma en un folleto propio que encargó el cuadro? ¿Por qué Forner reconoce que intervino la Diputación? ¿Por qué todo son ganas de desmontar lo que se hizo y dijo? Pues si se encargó un cuadro del presidente del Gobierno, pues muy bien. ¿Por qué la Diputación no puede pagar un cuadro de un presidente? Y si no hay pecado, ¿por qué el arrepentimiento? puente

oy empieza una emigración masiva de españoles. Millones de personas van de un lado a otro de este país para pasar cuatro días de vacaciones. Agotarse para poder descansar. Con lo bien que se está en una ciudad vacía, cuando todos se han ido de puente. Una civilización para sufrir.