Para el exalcalde de la Vall d´Uixó, el popular Vicent Aparici, por la herencia económica que ha dejado en el Ayuntamiento. El concejal de Hacienda, José Rubio, hizo públicos ayer los resultados de la auditoría que el actual equipo de gobierno encargó al inicio de la presente legislatura y en la que la principal conclusión que se desprende es que se ha heredado una deuda de 27.473.000 euros. La auditoría destaca que el consistorio tiene deudas con 748 acreedores.