Cargada de vitaminas para la presidenta de Acudim de Vila-real y, por extensión, a todos lo socios y voluntarios de la entidad, por los 25 años de trabajo incansable para lograr la plena integración de las personas con diversidad funcional y una ciudad 100% libre de barreras arquitectónicas.