Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Ruth Merino

EL TURNO

Ruth Merino

Igualdad de oportunidades

Según un barómetro público reciente, solo un 1,2% de los valencianos sitúa a la financiación entre los principales problemas de la Comunitat Valenciana. Podría parecer, por tanto, que es exagerado el empeño en reivindicar la reforma del sistema de financiación por parte de prácticamente todos los partidos políticos de Les Corts, así como de patronal, sindicatos y múltiples organizaciones y asociaciones.

Sin embargo, estoy convencida de que a los ciudadanos sí les preocupa la sanidad, la educación, los servicios sociales y la dependencia.

Por supuesto que nos preocupa. Y más allá de la crítica a la gestión que de los recursos públicos hace el gobierno del Botànic, en mi opinión, muy mejorable, lo cierto es que llegan muchos menos ingresos a la Comunitat con el vigente (y caduco) sistema de financiación autonómica de los que deberían llegar. Esto es así desde hace ya demasiados años, lo cual ha provocado, además, un incremento de la deuda pública insostenible.

Se ha avanzado en la reivindicación, ya que por fin es un problema reconocido que está en la agenda política nacional, pero todavía queda por dar el paso más importante: el de sentarse a trabajar y llegar a un acuerdo que solucione, de una vez por todas, la tremenda injusticia que afecta al día a día de los valencianos.

Para ello, es imprescindible que los partidos políticos más representativos, PSOE y PP, tengan la voluntad política de hacerlo. Y hasta ahora no la han tenido.

No valen más excusas, necesitamos un sistema de financiación justo, equitativo y transparente YA.

Los valencianos no queremos ser más, pero tampoco menos, que el resto de los españoles.

Síndica de Ciudadanos a Les Corts

Compartir el artículo

stats