LA ACTIVACIÓN de un transmisor de radiación sin una causa aparente produjo ayer el cierre de una válvula en el grupo 1 de la nuclear de Ascó, cuando este se encontraba en situación de subida de potencia para conectarse a la red eléctrica tras haber sido reparada una avería ocurrida el martes. Según informó ayer el Consejo de Seguridad nuclear (CSN), se produjo el cierre de las válvulas de la purga y torna de muestras de los generadores de vapor, al activarse el transmisor de radiación, sin que el titular de la planta haya encontrado "causa real para tal actuación". Por su parte, los ecologistas recordaron que la planta suma cuatro incidentes en menos de un mes.