Las altas temperaturas y las olas de calor están golpeando a la península desde hace ya varias semanas, en las que parte de la población ha tenido y tiene que ingeniárselas para luchar contra los termómetros.

Uno de los mayores problemas al que se tienen que enfrentar los españoles es cuando llega la noche y deben de conciliar el sueño. IKEA tiene en el mercado uno de los mejores inventos para que podamos dormir fresquitos durante la madrugada, sin necesidad de encender el aire acondicionado y de abrir las ventanas del hogar.

El utensilio en cuestión se llama Rexbegonia, y no es otro que una almohada refrescante que es idónea para afrontar las bochornosas noches ecuatoriales. Según especifica la propia entidad sueca en su página web, la recomendación es meter la propia almohada en una bolsa cremallera reutilizable y dejarla por un tiempo de una hora en el frigorífico.

La almohada de Ikea perfecta para el verano que se puede encontrar por nueve euros.

La almohada de Ikea perfecta para el verano que se puede encontrar por nueve euros.

El material con el que está fabricada es transpirable y absorbe la humedad del ambiente, por lo que es la razón por la que le hace tan especial. Además, su mantenimiento es sencillo ya que se puede lavar a máquina a 40 grados e introducir en la secadora. Rexbegonia tiene un tamaño de 20 centímetros de ancho, 28 de largo y con un peso de 0,24 kilogramos.