Agentes del Cuerpo Nacional de Policía de Castellón han detenido a dos súbditos rumanos,

C. D. T., de 23 años, y F. P., de 22, como supuestos autores de un delito de robo con fuerza en una cabina telefónica sita en la calle Moncofa frente al IES Peñagolosa.

Tras ser sorprendidos por los agentes mientras supuestamente manipulaban la cabina, uno de ellos huyó velozmente y arrojó en su huida los elementos usados en el robo: una llave limada, una ganzúa, unos tapones de plástico y varias monedas. Fue perseguido durante unos 300 metros por los agentes, hasta el cruce de la calle Martín Alonso con la avenida Hermanos Bou, donde fue interceptado y detenido tras ofrecer resistencia a los policías.

La cabina presentaba signos evidentes de haber sido forzada en el lateral, al igual que la cerradura del cajetín, según fuentes policiales, que informaron de que los detenidos pasaron ayer a disposición del Juzgado de Instrucción de Guardia de Castellón.