MADRID. La Guardia Civil ha detenido a nueve personas por supuesto fraude a la Hacienda Pública de más de 52 millones de euros en una operación en la que ha desmantelado una red que utilizó empresas ficticias y testaferros para importar ilegalmente más de 3.500 vehículos sin abonar el IVA. La operación Tuareg se ha desarrollado en Navarra, Madrid y Guipúzcoa y se ha saldado con la detención de las personas referidas, entre los que están los integrantes de la cúpula de la organización, administradores de empresas y testaferros. EFE