José David Fuertes Sánchez, que se encontraba en busca y captura como presunto autor de la muerte de un joven angoleño en 2002 en el polígono Costa Polvoranca de Alcorcón (Madrid), se entregó ayer ante el Tribunal Superior de Justicia de la Comunidad de Madrid, informa el TSJM.

El acusado se presentó ante la Sala de lo Civil y Penal del TSJM, que ordenó su busca y captura el pasado 17 de febrero después de que no se presentara ante el tribunal para su eventual ingreso de nuevo en prisión preventiva, tal y como solicitan el fiscal y la acusación particular, hasta la repetición del juicio con jurado, ordenada por dicho órgano judicial. Tras entregarse el tribunal solicitó al Cuerpo Nacional de Policía su custodia para que sea conducido hoy ante la Sala para poder llevar a efecto una comparecencia referida.

Una vez celebrada la comparecencia, el TSJM decidirá si decreta o no la prisión preventiva para el acusado hasta que vuelva a celebrarse el juicio en la Audiencia de Madrid, con distinto magistrado y diferente jurado.

En el primer juicio Fuertes fue absuelto del asesinato de Ndombele Augusto Domingos. El día anterior a decretar su busca y captura, el TSJM había anulado la sentencia absolutoria que la Audiencia dictó tras el veredicto de no culpabilidad de un jurado popular y ordenó repetir la vista.

LENGUAJE CONFUSO El TSJM estimó que "el lenguaje que se utiliza por el jurado es confuso, incorrecto y falto de claridad y precisión no sólo desde una perspectiva jurídica, sino también gramatical".

Según el fiscal, el 20 de julio del 2002, sobre las 5.15 horas, cerca de un pub del citado polígono, la víctima recibió dos puñaladas, tras una discusión entre un amigo del joven angoleño y un cliente del local.

El padre del menor angoleño, Filomeno Znama, manifestó su "alegría" tras conocer que el principal acusado por la muerte de su hijo se había entregado. "Estoy muy contento porque por fin se va a poder celebrar un nuevo juicio", aseguró.