ASTURIAS. Un joven de 28 años, vecino de Burgos y cuyas iniciales son A.P., murió ayer al volcar su piragua en el río Sella en las inmediaciones del municipio de Parres. Aunque el varón fue atendido en el lugar del accidente por el grupo de rescate de bomberos de Asturias, estos no pudieron hacer nada por su vida.