Unos españoles que se dedican al trapicheo”. Esta es la conclusión a la que ha llegado Vicente Martinavarro, propietario de la empresa Saconma SL de Almassora, dedicaba a la distribución de material de construcción, después de que los ladrones se hicieran con todo el cable de cobre de un total de 14 cabezas de grúa de hasta 60 metros de altura y que estaban guardadas en un solar totalmente vallado del polígono Almassora, tal y como publicó ayer Mediterráneo en primicia.

Y es que, como detalló Vicente Martinavarro, el mecánico que sorprendió a los dos delincuentes dentro del solar donde guardaban más de 50 grúas y todo tipo de maquinaria, “les oyó hablar en español, e iban en pantalón corto y sin camisa, por lo que pensamos que son unos yonquis que se dedican a robar y luego a venderlo por ahí en el mercado negro por cuatro duros”.

Para Martinavarro, la proporción del daño que han causado, que va a suponer entre reposición del cableado de cobre y reparación más de 60.000 euros, y lo que van a conseguir vendiendo el metal es enorme. “Estoy seguro de que les darán 300 euros y ya está, los cogerán y se irán otra vez a robar más para comprarse sus dosis de drogas”, afirmó.

El dueño de Saconma no cree que los ladrones pertenecieran a una banda organizada dedicada a exportar el cobre y las máquinas al extranjero. “No creo; por la pinta que tenían, son de aquí”, manifestó muy indignado.

COMPRA DEL METAL // Por el momento, ya ha comprado un perro que le vigila el solar que está completamente vallado. “Me conformo con que avise y que esto no nos vuelva a suceder”, dijo. Y añadió que “el problema no es el que roba, el problema es ya quién compra todo este material, el metal, porque ese es el que está generando toda esta situación de indefensión y pérdidas constantes a empresarios y trabajadores”.

La Guardia Civil de Almassora ya se ha hecho cargo de las investigaciones para el esclarecimiento de este nuevo robo. H