Entre los diferentes rescates en los que han tenido que participar efectivos del Consorcio Provincial de Bomberos, posiblemente el más relevante ha sido el que ha protagonizado un senderista herido en Pobla de Benifassà. Dado lo inaccesible del punto en el que se encontraba, los servicios de emergencias han optado por recurrir a la extracción aérea.

Además de la Unidad de Rescate de Montaña (URM), hasta el lugar indicado se ha desplazado el helicóptero de la Generalitat, al que suele movilizarse, aunque el afectado no esté en estado grave, para dar una mayor agilidad a su puesta a salvo, que sería mucho más costosa si tuviera que efectuarse por la vía terrestre.

El senderista se encuentra en buen estado, como el resto de personas que en la jornada de hoy han necesitado de la ayuda de los bomberos y los servicios sanitarios para volver a sus casas en buen estado. En total han sido tres servicios los que se han desarrollado esta tarde, el primero en Jérica, el segundo en Llucena y el tercero, el ya relatado de la Pobla de Benifassà.