A primera hora de la tarde del jueves 4 de agosto se inició un incendio forestal en el Paraje Natural de la Tinença de Benifassà, concretamente en una zona cercana al Monasterio de Santa María. En el operativo participaron tanto por tierra como por aire bomberos forestales de la Generalitat Valenciana y de la Diputación Provincial y efectivos de la Guardia Civil.

La extensión quemada fue de aproximadamente de 1000 metros cuadrados de masa forestal. Mientras se procedía a la extinción los bomberos observaron a un varón cerca del incendio, a lo que tras preguntarle qué hacía ahí, se dio a la fuga.

Posteriormente el servicio aéreo de los bomberos avistó a la misma persona a unos 100 metros del incendio, siendo posteriormente localizado y retenido por los bomberos de tierra. Seguidamente por parte de la Guardia Civil de Rosell, se procedió a su detención como supuesto autor de un delito de incendio.

Dicha persona tenía en un bolsillo del pantalón un mechero supuestamente utilizado en el inicio del fuego. El mismo ha sido trasladado a un centro de salud para un reconocimiento médico.