Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

TAU CASTELLÓ

El HLA Alicante se lleva el derbi de la LEB Oro en un mal partido del TAU Castelló

Los azulejeros suman su cuarta derrota en un partido en el peor partido de la temporada

El HLA Alicante se lleva el derbi de la LEB Oro en un mal partido del TAU Castelló

El HLA Alicante se lleva el derbi de la LEB Oro en un mal partido del TAU Castelló

El TAU Castelló cayó en Alicante y sumó su cuarta derrota de la temporada en el derbi valenciano de la LEB Oro (87-71). Los de Toni Ten mostraron su peor versión en lo que va de temporada y fueron incapaces de igualar el ritmo reboteador y de anotación de un HLA Alicante que mejoró enormemente con respecto a su último partido. Eric Stutz fue el jugador más destacado de los castellonenses con 22 puntos, 5 rebotes y 26 de valoración.

La puesta en escena evidenció una clara diferencia de concentración entre ambos equipos. El HLA Alicante irrumpió en el encuentro con una defensa sólida y buscando explotar la ventaja física que poseen en el puesto de cinco. Los azulejeros, sin embargo, salieron a cancha blandos, permitiendo muchos espacios para que Pedro Llompart y Gerel Simmons penetraran con facilidad y tomando malas decisiones en los ataques estáticos. Las estadísticas ilustraban la diferencia de sensaciones: 73% de acierto para los alicantinos dentro de la zona (8/11) y una distancia abismal en los rebotes capturados (12-3). Solo Calvin Hermanson, a través de algunas faltas, conseguía anotar con consistencia para el TAU y recortar ligeramente el resultado antes de acabar el primer cuarto (22-16). 

El TAU mejoró algo en defensa cuando los dos bases, Joan Faner y Óscar Alvarado, compartían pista. El cambio de intensidad y algunas defensas en zona ayudaron a los castellonenses a sumar en contraataque. Pero las sensaciones continuaban siendo negativas: Llompart, que, como el vino mejora con los años, marcaba el ritmo del encuentro y, junto a un dominante Joey van Zegeren, frustraban los intentos de remontada castellonense. El TAU Castelló cerraba el cuarto anotando en varios ataques, principalmente gracias a Stutz, y se marchaba al descanso solo 4 puntos por debajo (45-41). 

Comenzaron fuertes los de Ten en el tercer periodo: Stutz mostró de nuevo su calidad y se impuso a los defensores alicantinos. El de Indiana se iba hasta los 20 puntos y solucionaba los problemas de su equipo en el aspecto ofensivo. Sin embargo, los verdiblancos continuaban sufriendo en defensa y rebote. La falta de un recambio para Davis Rozitis que pudiera defender los centímetros de van Zegeren y Aaron Menzies se tradujo en una sangría en el apartado reboteador (32-19) y en la frustración del pívot letón. Simmons, que estaba siendo una pesadilla en el uno contra uno, continúo anotando y fue clave en que los alicantinos acabaran aumentando su ventaja (67-61).

Restaba tiempo suficiente para que el TAU Castelló mudara de piel y acabara remontando o luchando por el partido. Los de Ten se habían mantenido en la disputa durante todo el encuentro pese a no ofrecer demasiado, pero acabaron mostrando su peor versión y sucumbiendo al juego de los alicantinos. Seis minutos y medio tuvieron que pasar hasta que David Höök anotó la primera canasta en juego de los visitantes en el cuarto final; los tiros de tres no entraban (3/19 en los cuarenta minutos), los balones al poste se perdían en la defensa blanquiazul y las penetraciones de los exteriores se chocaban con el muro interior de los locales. El HLA Alicante aprovechó la incapacidad para anotar de los visitantes y, con el talento de Simmons y la superioridad física de van Zegeren, abrieron una brecha insalvable (llegó a ser de 17 puntos). El TAU Castelló sumaba su cuarta derrota (87-71) y la cara de los jugadores evidenciaba el enfado por la derrota y el mal juego desplegado.

Compartir el artículo

stats