El aula polivalente del Centro Social de Vila-real ha sido el lugar en el que, cada miércoles de este mes de octubre, se ha llevado a cabo un curso dirigido a las asociaciones de la ciudad, que ha tenido por objeto adentrar a los representantes de las mismas en la gestión de sus entidades, al tiempo que se han tratado y debatido diferentes aspectos relativos a la participación ciudadana.

Tres profesores de la Universitat Jaume I y la técnica de la delegación de Relaciones Vecinales, Eugenia Martínez, han sido los encargados de llevar a cabo los distintos seminarios, en los que han participado una veintena de directivos de asociaciones villarrealenses.

El voluntariado y su relación con las entidades; la realización de proyectos y su financiación; los distintos tipos de subvenciones de las administraciones públicas y, sobre todo, la elaboración de memorias explicativas de actividades; los aspectos contables de cada organización y los presupuestos, son algunos de los temas que se han abordado en este curso.

La concejala del área, Mª José Valtueña, ha recordado que la gestión e idea de llevar a cabo esta iniciativa "surgió del Consell de Participació Ciutadana", al tiempo que añade que "el resultado, pienso, que es muy satisfactorio, especialmente por la buena acogida que ha tenido, pese a lo que sería interesante la presencia de otras muchas entidades, dada la importancia y calidad del curso".

Por su parte, José Ballester, coordinador en Vila-real de la Asociación Valenciana de Acogimiento Familiar (AVAF), asegura que ha sido una apuesta "muy productiva, porque a las entidades les hace falta alguien que se preocupe en darles la formación necesaria, ya que quienes están al frente somos personas que, en muchas ocasiones, no tenemos los conocimientos suficientes en temas legales".

Para Ballester, después de la celebración de este curso, que también ha servido para mejorar las relaciones entre los colectivos participantes, "deberían organizarse encuentros entre las distintas asociaciones para seguir hablando de asuntos que hayan podido quedar un poco en el aire".

Además, opina que también es el momento para profundizar --especialmente desde el poder político-- en la mejora del actual reglamento que regula la participación ciudadana.