La corporación municipal de Vila-real ha dado el visto bueno -con los votos favorables del PSPV.PSOE, Ciudadanos y Unides Podem; y la postura contraria del PP, Compromís y Vox- al expediente para licitar el contrato que unificará los dos existentes en la actualidad, relativos a la limpieza viaria y a la recogida y tratamiento de los residuos sólidos urbanos. La nueva contratación saldrá a concurso público por importe de 3,5 millones de euros anuales y para un periodo de ocho años. Una cifra que, como apunta el alcalde, José Benlloch, supone un incremento de unos 400.000 euros respecto a la suma de las dos contratas actuales.

El encargado de defender el expediente en cuestión ha sido el concejal de Servicios Públicos y Nuevas Tecnologías, Francisco Valverde, en el que ha sido su último pleno como edil del Ayuntamiento, después de anunciar su renuncia al acta -de la que también se ha dado cuenta durante el transcurso del pleno ordinario celebrado por la corporación local- y su incorporación a la empresa privada.

Al respecto, Valverde ha insistido en que este es "un servicio esencial" y, aunque ha señalado que se ha avanzado en los últimos años en la valorización de las basuras, reconoce que "Vila-real todavía tiene mucho margen para trabajar en este sentido". Asimismo, explica que se destinará en torno al 7% del presupuesto municipal a cubrir estas prestaciones, y destaca que, a diferencia de como ocurre en estos momentos, "no habrá revisiones del coste de los contratos durante esos ocho años.

Valverde indició en el que el pliego contempla la introducción de lo contenedores de restos orgánicos, con el objetivo de avanzar en una reducción de los residuos no reutilizables; a la vez que habrá una uniformidad de los contenedores, se apuesta por la recogida de papel y cartón puerta a puerta y se instalarán sensores en todos los recipientes, "lo que permitirá al consistorio hacer un seguimiento de todos los movimientos de la recogida de basuras".

Aplausos de despedida

Momento en el que el ya exconcejal de Servicios Públicos, Francisco Valverde, abandonaba el salón de pleno tras aprobarse su renuncia al acta de edil de Vila-real. / MEDITERRÁNEO MEDITERRÁNEO

Uno de los momentos más emotivos de la sesión plenaria celebrada esta mañana por el consistorio ha sido el de la preceptiva aprobación de la renuncia de Valverde como edil del Ayuntamiento. En su discurso de despedida, ha agradecido el acompañamiento y el trato recibido durante sus 34 años como concejal vila-realense, tanto por parte del personal municipal como de los miembros de la corporación, Y ha destacado que "es necesario poner en valor la política municipal, que es la política de proximidad, la que pone al ciudadano en el centro. Es la primera trinchera de la Administración". E insta "a que todos los representantes políticos a todos los niveles que primero pasen por los ayuntamientos para tener una visión más próxima de los problemas de la gente".

Y ha añadido: "En mi trayectoria he tenido momentos de júbilo, alguno tan próximo como que el Villarreal CF ganara la Europa League; y otros muy tristes, como la pérdida de esa persona extraordinaria que fue Pasqual Batalla". Tras una larga ovación de todos los ediles del consistorio, Valverde ha abandonado el salón de plenos para, ahora sí, incorporarse a la empresa de innovación en energías renovables EnerHy.

Adjudicación de El Groguet

El pleno ha aprobado por unanimidad adjudicar a la empresa Hicid el servicio de bus urbano gratuito por un periodo de 10 años. MEDITERRÁNEO

Por otra parte, el pleno ha dado luz verde, con la unanimidad de todos los partidos, a la adjudicación a la empresa Hicid del servicio de transporte urbano gratuito, para un plazo de 10 años y por un importe anual de 470.000 euros. Al respecto, el edil de Territorio y Movilidad, Emilio Obiol, ha hecho hincapié en el hecho de que que Vila-real es una de las 10 ciudades españolas en que la utilización del autobús urbano es gratuita, "con el objetivo de de reducir al máximo las emisiones de CO2 y favorecer la movilidad en general". Y argumenta que la finalidad última "es incrementar la cifra de usuarios, que ya son miles".