Suscríbete

El Periódico Mediterráneo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

SERVICIO MUNICIPAL DE PRÉSTAMO DE BICICLETAS DE VILA-REAL

Discrepancias entre adjudicataria y técnicos de Vila-real dejan BiciVila’t en el limbo

Autos Furió alega un error de interpretación en su oferta de 16 estaciones base, 10 más de las exigidas

Imagen de la bancada de bicicletas del anterior servicio del BiciVila’t, situada al inicio de la pinada del paraje del Termet, al lado de la calle Ermita. JOSEP CARDA

Discrepancias entre la empresa adjudicataria del BiciVila’t y los técnicos municipales respecto a la interpretación de la oferta presentada por la mercantil Autos Furió amenaza con retrasar todavía más la puesta en marcha del servicio municipal de préstamo de bicicletas de Vila-real, que dejó de estar operativo en el 2019.

En este sentido, la empresa tiene que responder durante esta semana si asume el contrato que le fue adjudicado o renuncia al mismo. Las diferencias de criterio surgen a la hora de resolver si la firma tiene que asumir las 10 bancadas extra --el pliego exigía un mínimo de seis-- que ofreció.

Para los técnicos del consistorio de Vila-real, y según el informe emitido por los mismos, el asunto no genera dudas. «A la vista del criterio de adjudicación establecido en el apartado 9 I) B.1) del pliego de cláusulas administrativas particulares, en el que se recoge que se valorará como mejora la oferta que incremente el número de estaciones base y, en función de la propuesta efectuada por el adjudicatario, que ofrece un incremento de 10 bancadas, considera que la oferta que el mismo efectúa es clara y, por ello, debe cumplirse en sus propios términos, sin que haya lugar a posibles interpretaciones», recoge el documento, a la vez que se requiere a la empresa para que formalice el contrato.

Posible demora

Fuentes municipales señalan que, en el supuesto de que la mercantil acepte la puesta en marcha del servicio, el préstamo municipal de bicicletas podría estar plenamente operativo a mediados de septiembre, tras las fiestas patronales de la Mare de Déu de Gràcia. Sin embargo, si la firma de transporte por carretera con sede en Onda renuncia al mismo, el procedimiento se demorará, al menos, algunas semanas.

Y es que, como apunta a Mediterráneo el concejal de Sostenibilidad y Medio Ambiente, José Ramón Ventura Chalmeta, si Autos Furió se echa atrás hay que dirimir si el servicio se adjudica a la empresa cuya plica fue la segunda más valorada (solución más lógica) o tienen que volver a licitar el BiciVila’t. «Es en lo que hay diferentes opiniones técnicas, de manera que al final puede que tenga que ser el secretario del Ayuntamiento quien tenga que informar», puntualiza el edil.

«Estamos a expensas de lo que decida la adjudicataria, aunque confío en que formalicen el contrato, porque se trata de una firma seria, fuerte y con potencia y que lleva muchos años trabajando con la Administración».

En el peor de los casos, y siempre que exista el apoyo legal necesario, se volvería a adjudicar el servicio, esta vez a Electric Renting Group. Un cambio que también afectaría a varios de los aspectos del programa municipal de préstamo de bicicletas, por cuanto se trata de una oferta distinta a la que ganó en primera instancia la licitación, que salió por 521.742 euros para cuatro años. 

Compartir el artículo

stats