Suscríbete El Periódico Mediterráneo

El Periódico Mediterráneo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

VILLARREAL CF

El Villarreal hace valer su mayor pegada ante un desafinado Borussia Dortmund (0-2)

El Submarino, que fue de menos a más, venció gracias a los goles de Gerard y Chukwueze

Rulli fue protagonista en el Villarreal ante el Borussia Dortmund.

En muchas ocasiones para ganar no hay que jugar del todo bien sino ser lo más resolutivo posible y el Villarreal CF tiró de esa fórmula en su tercer amistoso del verano para doblegar a todo un clásico del fútbol europeo, el Borussia Dortmund. Al Submarino se le vio algo desajustado en el transcurso del primer tiempo, pero el tanto de Gerard Moreno al filo del descanso y los cambios introducidos por Unai Emery le permitieron sellar la segunda victoria de la actual pretemporada por 0-2.

Curiosamente, Gero Rulli fue el que sostuvo al cuadro amarillo en la primera parte. Cuando el portero de tu equipo es protagonista es porque algo no funciona demasiado bien. Y eso es lo que pasó en el primer acto ante el Borussia Dortmund, con el conjunto alemán demostrando estar más rodado que el Submarino, quizás por el inminente inicio de la temporada oficial en la Bundesliga el próximo 5 de agosto.

Los germanos tuvieron la posesión del esférico y más llegada que los villarrealenses, obligando a Rulli a emplearse a fondo prácticamente desde el minuto 1. Fue justo en la primera jugada cuando Reus probó fortuna con un fuerte lanzamiento despejado por el meta argentino y, minutos después, de nuevo Rulli cortaba una jugada a Adeyemi.

El Submarino intentaba buscar sus oportunidades a la contra, pero no acababa de entrelazar jugadas y no les llegaban demasiados balones en condiciones ni a Danjuma ni a Gerard. Tan solo tuvo una el delantero neerlandés, pero se pensó tanto el remate que le acabaron ganando la partida los defensas del conjunto local.

Desde la banda, Unai Emery pedía «intensidad» y «presión» al joven Álex Baena, de nuevo titular en el Villarreal por tercer partido consecutivo. El canterano estuvo un poco más anulado que en los dos primeros choques, pero ponía todas las ganas del mundo.

El gol, en pleno sufrimiento

Curiosamente, cuando más apretaba el Borussia y más sufría el Submarino sobre el verde llegó el tanto de los de Emery. Fue en la última jugada antes del descanso cuando Parejo robaba el esférico en el centro del campo para dar un pase en profundidad para Gerard y este, en segunda jugada, lograba batir al portero Meyer.

El tanto no hacía justicia realmente a lo que hasta el momento se había visto sobre el terreno de juego, pero permitía al Villarreal marcharse al descanso en ventaja. Una inercia ganadora que le llevó a iniciar el segundo tiempo con una marcha más que en el primero y con una clarísima ocasión de Nicolas Jackon --salió junto a Pedraza y Albiol-- que sacó un defensa del Borussia bajo palos.

Las fuerzas se habían igualado bastante más y, aunque el Borussia seguía intentándolo, seguía fallando, evidenciando una importante falta de gol.

El que no erró en la primera ocasión que tuvo fue Chukwueze, quien controló un pase de Gerard para darse la vuelta en la frontal del área y poner el balón donde el portero no llegaba. Un 0-2 que aún pudo ser un mejor resultado para los groguets de no ser porque otro lanzamiento del extremo nigeriano acabó golpeando al palo cuando ya se vislumbraba el pitido final. Al final, segundo triunfo y más rodaje para la plantilla.

Ficha técnica:


0 - Borussia Dortmund: Meyer; Süle, Hummels, Schlotterbeck, Guerreiro; Bellingham, Brandt; Meunier, Reus, Malen; y Adeyemi. También jugaron Wolf, Bynoe-Gittens, Moukoko, Hazard, Kamara, Passlack y Fink


2 - Villarreal: Rulli; Foyth, Mandi, Torres, Estupiñán; Pino, Parejo, Coquelin, Baena; Gerard y Danjuma. También jugaron Albiol, Jackson, Pedraza, Capoue, Chukwueze, Morales, Trigueros, Iborra y de la Fuente


Goles: 0-1, m.44: Gerard. 0-2, m.67: Chukwueze.


Árbitro: Sebastian Gishamer (Austria). Amonestó a Süle por parte del Dortmund


Incidencias: tercer partido amistoso de pretemporada disputado en el Cashpoint Arena (Austria). El Villarreal entregó al Borussia Dotmund al inicio del partido una camiseta firmada por toda su plantilla con el dorsal del delantero Sebastien Haller, al que se le ha detectado hace pocos días un cáncer testicular. 

Compartir el artículo

stats