Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

VILLARREAL CF

Unai Emery, muy crítico: «Esos penaltis no se pueden pitar»

El técnico del Submarino lamenta que la jugada decisiva del partido fuera «intrascendente»

Unai Emery contrariado en el encuentro ante el Athletic Club.

Unai Emery contrariado en el encuentro ante el Athletic Club.

El Villarreal CF cosechó su segunda derrota consecutiva liguera en San Mamés. Un encuentro que sitúa al conjunto de Unai Emery a cinco puntos de los puestos europeos, su principal objetivo antes de arrancar la presente temporada, pero con un partido menos, el aplazado ante el Alavés correspondiente e la cuarta jornada del campeonato.

Un choque que estuvo marcado por el penalti que decantó el partido en favor del Athletic Club. El VAR llamó con urgencia a Cuadra Fernández para advertirle de un pisotón de Alberto Moreno a Unai Vencedor dentro del área. Penalti y gol de Iker Muniain.  El entrenador del Villarreal lamentó que la «jugada decisiva» del partido fuera una acción «intrascendente» que acabó costándole un penalti en contra a su equipo por un pisotón que, en su opinión, «no se puede pitar».

CONTUNDENTE

«A cámara lenta puede ser penalti, pero esos penaltis no se pueden pitar; esto, en Europa, no te lo pitan», dijo. «No puedes tener un castigo tan grande en una jugada así», apuntó el técnico guipuzcoano, que entiende que «ese no es el modo de arbitraje al que tenemos que ir». «El VAR no puede coger tanto protagonismo», incidió. Pasaba igual con las manos, que hace cuatro meses eran diferentes», recordó. «Ahora no se pitan como antes y en eso hemos mejorado», añadió.

Respecto al partido de San Mamés, el preparador de Hondarribia destacó que fue un partido «muy igualado» en el que a su equipo le costó «10 o 15 minutos» reaccionar al «golpe emocional» que supuso el 1-0, marcado por Raúl García al cuarto de hora. Sin embargo, Emery destacó la capacidad de los suyos para rehacerse en un escenario tan complicado ese al cansancio físico y mental de disputar tres encuentros en seis días: «Nos hemos rehecho, hemos empatado... y, luego, ha venido la jugada del penalti que emocionalmente te castiga», insistió sobre la jugada clave.  

Después del segundo penalti, Rulli (adivinó la intención a Álex Berenguer) dejó con vida al Submarino cara a pelear por el empate en el tramo final. Así lo reconoció: «El segundo penalti que detiene, emocionalmente, nos activa, pero no ha sido suficiente»

Por último, el entrenador amarillo aseguró que fue un duelo donde ambos equipo se pudieron llevar el gato al agua: «La sensación que tengo es que ha sido un partido igualado que cualquiera podía ganar, pero al final ha caído de su lado», resumió. El Submarino prepara desde ya el próximo choque ante el Cádiz con la necesidad volver a la senda de la victoria y recuperar posiciones. 

Compartir el artículo

stats