Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

VILLARREAL CF

La crónica | El Villarreal claudica ante el Valencia y se mete en un buen lío (2-0)

El equipo de Emery suma su tercera derrota en los últimos cuatro partidos de Liga y deja una muy pobre imagen en Mestalla

El Villarreal vio cómo el Valencia le superó con comodidad en el derbi autonómico de Mestalla.

El Villarreal vio cómo el Valencia le superó con comodidad en el derbi autonómico de Mestalla. J. M. LÓPEZ / SUPERDEPORTE

Mal en ataque, mal en defensa y mal en la creación. El Villarreal CF sumó su tercera derrota en los últimos cuatro partidos en LaLiga (2-0) ante un Valencia CF que llegaba con más problemas que los amarillos al derbi autonómico y se mete en un buen lío. La dinámica de malos resultados ha ido degenerando en una ansiedad palpable en el campo que atenaza a un equipo diseñado para pelear por los puestos europeos y que ahora mira hacia más hacia abajo que a otro sitio. Los errores se siguen repitiendo y se agravaron en Mestalla con la escasa producción en ataque. Ni con ocho minutos de descuento fue capaz el Submarino de poner en aprietos al conjunto de José Bordalás. La palabra crisis es ya una realidad.

Así te hemos contado el Valencia-Villarreal minuto a minuto desde Mestalla.

El derbi del hambre. El derbi de las urgencias en la jornada número 12. El derbi con menos ruido en los preámbulos de los últimos años. El Valencia, en medio de una crisis institucional de grandes dimensiones y acumulando siete partidos sin ganar, frente a un Villarreal en horas bajas, castigado por sus errores y por no responder a las expectativas creadas con dos derrotas consecutivas. Como dice el dicho popular se medían el hambre contra las ganas de comer. 

Emery intentó buscar soluciones desde el inicio

Unai Emery intentó poner remedios a sus males. El técnico hizo una modificación defensiva en su planteamiento. Un aparente 4-3-3, pero que en el desarrollo del juego no era más que buscar el rol de Gerard Moreno en otro jugador. Y ese fue Moi Gómez, falso delantero centro, que intentaba circular entre líneas, como siempre se mueve el pichichi groguet. Incluso, Yeremy arrancaba desde posiciones más retrasadas, con la misión de tapar al lateral zurdo che José Luis Gayà. El Valencia salió con un 4-5-1, que se retrataba con un repliegue intensivo cuando el Villarreal tenía el balón… que era casi siempre. Pero la tenencia de la pelota se tradujo solo en dos ocasiones de gol, curiosamente del lateral derecho Serge Aurier, una de ellas con estelar intervención de Cillessen. 

Te mostramos el mapa de calor de los jugadores de Valencia y Villarreal

Emery había logrado que su equipo no jugara a la ruleta rusa, pero no que tuviera fluidez en ataque, con dos puntas abiertos a bandas, pero sin encontrar nunca el remate. El Villarreal tenía un problema con el ataque estático, porque su porcentaje de posesión era del 74% frente al 26 del Valencia. Y otro grave problema, una vez más, con su falta de contundencia en el área. Hugo Guillamón se metió en el área de Rulli con una facilidad pasmosa, seguido por Moi Gómez en la carrera y por Pau con la vista, porque el central no estuvo atento a la cobertura. El resultado, el Valencia se marchaba al descanso, casi sin quererlo, con un gol de ventaja. La misma historia de siempre. 

Revolución tras el descanso

Dos cambios de salida por el bando del Submarino dejando el campo Parejo, lejos de su mejor momento, y Yeremi, entrando Chukwueze y Dia. Lejos de mejorar el Villarreal continuaba atascado y a medida que pasaban los minutos los nervios desencadenaban en imprecisiones y errores continuos. El Valencia se sentía cómodo cediendo el balón ante un rival histérico y al que empezaban a temblarle las piernas.

Conoce aquí las puntuaciones de los jugadores del Villarreal CF en Mestalla según Mediterráneo.

Ni una sola llegada con atisbos de peligro de los de Emery en el segundo tiempo. Y llegaron tres cambios de urgencia por el bando groguet. Pero nadie encontraba la luz. El Villarreal estaba metido en su propia cueva, oscura, fría y tenebrosa. Este equipo no presenta parecido alguno con el campeón de la Europa League.

Y el festival del miedo continuó con un penalti que refleja el estado actual del equipo amarillo. Una patada a destiempo en el área de Alberto Moreno a Foulquier escenificaba la descomposición como equipo del Villarreal. Munuera Montero no dudó lo más mínimo y señaló un penalti que transformó Carlos Soler. Un regalo más de la larga lista que ha generado el Submarino en las últimas semanas. La derrota de Mestalla es de las que hacen daño. De València volaron algo más que tres puntos, porque las sensaciones sigue siendo peores que los resultados. Al Valencia le bastó con no cometer errores y aprovechar los fallos de un rival errático, tembloroso y fuera de sí, para ganar con facilidad. El Villarreal se ha metido en un buen lío.

Aquí puedes ver los goles del partido en el formato 'Goal Replay'

Compartir el artículo

stats