Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

CRONOLOGÍA DEL CONFLICTO

El cesto malla: qué es y por qué no se usa aún en el parany

Cazadores y Consell acumulan cinco años de litigio para la implantación de la alternativa a la práctica tradicional declarada ilegal

Imagen del cesto malla en una muestra (archivo)

El cesto malla es un nuevo sistema de captura en vivo de especies cinegéticas, sin dar muerte al animal, que surge como alternativa a la práctica tradicional del parany, declarado ilegal por parte de las administraciones nacionales y europeas hace alrededor de una década por considerarse una práctica masiva y no selectiva.

Los principales impulsores de esta nueva herramienta para la práctica del parany de una forma adaptada a las exigencias medioambientales son los propios cazadores, agrupados en la entidad Apaval. El proceso para lograr acreditar el cumplimiento de los criterios técnicos y selectivos para conseguir la legalización del cesto malla y recuperar el parany se remonta a hace cinco años y todavía sigue activo tras la nueva resolución emitida este mes de septiembre por la Conselleria de Agricultura, encabezada por Mireia Mollà (Compromís), por el que deniega las pruebas técnicas de campo solicitadas.

2016: la solicitud

El 14 de septiembre del 2016 la asociación Apaval de Castellón presenta una solicitud por registro para la prueba en campo de una trampa cesto malla para la captura en vivo de aves ante la Dirección General de Medio Natural y Evalución del Medio de la Conselleria d´Agricultura, Medi Ambient, Canvi Climàtic i Desenvolupament Rural.

2017: informe desfavorable de la Generalitat

La Generalitat, a través de la Conselleria de Agricultura, emite el 29 de septiembre del 2017 un informe desfavorable fundándose en que "el dispositivo en cuestión no cumplía las condiciones para poder ser autorizado para el uso al que se pretendía destinar".

2018 y 2019: recursos y llegada a los tribunales

Apaval y la Generalitat intercambian diferentes requerimientos por vía administrativa hasta que la asociación opta por interponer un recurso en sede judicial contra la decisión de la Generalitat ante la "ausencia de motivación" de la resolución denegatoria para llevar a cabo las pruebas.

2020: sentencia

La Sala de lo Contencioso-Administrativo del Tribunal Superior de Justicia de la Comunitat Valenciana sentencia el 26 de junio del 2020 la nulidad de la resolución denegatoria de la Conselleria de Agricultura "por ser contraria a derecho" y obliga a la administración autonómica a dictar "una resolución debidamente motivada, fundada en las pruebas técnicas necesarias que se practiquen al efecto" y "valorar los dictámenes aportados por Apaval".

2021: ejecución y nueva denegación

Tras varias peticiones al TSJCV para que la Generalitat atendiera la sentencia, la Conselleria de Agricultura emite en septiembre del 2021, al final del último plazo de tres meses concedido por el TSJCV a modo de ultimátum, una nueva resolución por la que vuelve a denegar las pruebas de campo del cesto malla, esta vez conformada con una extensa argumentación, entre la que figura la falta de tradición de uso de la herramienta.

Próximos pasos

Ahora el proceso abordará la resolución de las nuevas alegaciones en las que trabaja Apaval contra el informe emitido por Agricultura, por lo que las posibilidades de implantación de este mecanismo quedan fuera de los márgenes de duración de la nueva temporada.

Compartir el artículo

stats