Suscríbete

El Periódico Mediterráneo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

la única provincia de la comunitat sin este servicio

Sanitat planea para Castellón una unidad de reproducción asistida, pero sin fecha

Las pacientes de la provincia deben ir a València para hacerse los tratamientos

Manipulación de muestras en un laboratorio de reproducción asistida, en una imagen de archivo. PEPE TORRES

Castellón es la única de las tres provincias de la Comunitat que no cuenta con un centro hospitalario público que disponga de una unidad de reproducción asistida. Esto obliga a las pacientes castellonenses a tener que desplazarse a València de forma asidua para recibir algún tipo de tratamiento relacionado con la reproducción o fertilidad.

La demanda de esta asistencia ha ido en aumento en los últimos días, uno de los principales motivos es que cada vez se tienen los hijos a una edad más avanzada. Una de las técnicas más demandada es la fecundación in vitro.

Actualmente, la Conselleria de Sanitat dispone de cuatro unidades de reproducción humana asistida ubicadas en el Hospital La Fe, el Hospital Clínico y el Hospital General de València, así como en el Hospital General Universitario de Alicante. Tras años de olvido, ahora Sanitat asegura que está estudiando la implantación de este servicio en la provincia, posiblemente en el General de Castelló, que es el hospital de referencia, pero no hay ninguna fecha prevista para ello. Además, en la hoja de ruta del conseller para los próximos meses tampoco está, a priori, esta medida.

«Esto supone una grave desigualdad territorial para las pacientes de la provincia, que deben desplazarse a València para recibir tratamiento y someterse a listas de espera de más de dos años en un procedimiento donde, dados los límites de edad relacionados con la fertilidad y la realidad social actual, la respuesta asistencial debería ser mucho más ágil», explicaron desde CSIF.

El pleno del Ayuntamiento de Castelló aprobó el jueves una declaración institucional para reclamar una unidad en el General.

Testimonio de una paciente de Castellón

Ana María tiene 29 años y padece un síndrome debido a una malformación genética que le afecta directamente en la fertilidad, dado que tiene riesgo claro de padecer una menopausia precoz. Con 26 años, llamó a su médico de cabecera para iniciar todo un proceso que concluyó ayer mismo en el Hospital Clínico de València. «Tardaron dos años en darme cita y, en mi caso, el tiempo corre en contra», explicó esta vecina de Castelló. 

«He completado ya mi último ciclo para congelar óvulos para cuando me quiera quedar embarazada. Han sido muchos viajes a València, cuando en Castellón tenemos un hospital de referencia, como es el General, donde debería haber una unidad de reproducción asistida», señala esta enfermera. El objetivo de esta técnica también es que, cuando se quede embarazada, no le transmita la enfermedad a su bebé.

El síndrome que padece le fue diagnosticado a los 10 años por su pediatra porque presentaba problemas de crecimiento, pero hay mujeres que desconocen que lo padecen y es cuándo quieren ser madres cuándo detectan que lo sufren. «Somos muchas las mujeres de Castellón que tenemos que trasladarnos a la València y esto debería cambiar», afirma.

Compartir el artículo

stats