La Generalitat ha prorrogado las restricciones ante el coronavirus en la Comunitat Valenciana 15 días más. Así lo ha comunicado Ximo Puig en la rueda de prensa posterior a la Mesa Interdepartamental. Además, ha flexibilizado algunas de las medidas que afectan a las reuniones en València, la visita a las residencias y a la práctica del deporte.

Ximo Puig ha agradecido el comportamiento de la ciudadanía durante estas semanas y remarca que "el objetivo de la ciudadanía es siempre salvar vidas". Además, el President de la Generalitat ha reivindicado la llegada de vacunas, "sin una vacunación masiva, nunca podremos superar la pandemia" aunque llama a la cautela ya que "se desconoce el impacto real que ha tenido la Semana Santa".

Restricciones del 12 al 25 de abril J.C.G

La Generalitat prorroga la mayoría de medidas que están en vigor hasta el 25 de abril, aunque flexibiliza en cuatro ámbitos:

  1. En el ámbito privado, se permiten las reuniones de dos grupos de convivientes.
  2. En el entorno público, la Generalitat amplía a 6 el número de personas.
  3. En la hostelería, el número de personas por mesa se incrementa de 4 a 6 personas.
  4. Se flexibiliza las visitas en las residencias dado el número de residentes que están ya vacunados.

Estas medidas anunciadas entrarán en vigor el 13 de abril y estarán vigentes hasta el 25 del mismo mes. La Generalitat anuncia que volverá a revisar las restricciones el próximo 22 de abril.

La consellera de Sanidad insiste en trasladar tranquilidad a quienes se han vacunado de la primera dosis de AstraZeneca. Cree que hay tiempo para tomar medidas. Subraya que la primera dosis brinda una protección de más del 70% y no descarta no se aplique una segunda dosis. En este sentido recuerda que es el ministerio de Sanidad quien está estudiando todas las posibilidades.

No obstante, han decidido no administrar la vacuna de AstraZeneca a las personas que pertenecen a grupos esenciales y que tenían cita para recibir la primera dosis.

Puig recalca que los análisis de las aguas residuales marcan que "están provocando un aumento de la transmisión del virus" al tiempo que se señala que "desconocemos cuál el impacto real de la Semana Santa".

Asimismo, la consellera de Sanitat reconoce que a falta de la llegada de más vacunas, ahora mismo, no tiene datos sobre qué vacuna podría destinarse a los menores de 60 años. En este sentido, insiste en que todos los esfuerzos de la campaña de vacunación están centrados en los grupos de 70 a 79 años y en aquellos de 60 años.

¿Qué pasará cuando finalice el estado de alarma? Agencia ATLAS / EP