+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Mediterráneo:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 
 

EL MADE IN CHINA OTRA VEZ EN ENTREDICHO

Alerta por cerámica china altamente tóxica en Italia

Las baldosas ya se habían distribuido incluso por Europa

 

Imagen de la baldosa distribuida por la Guardia di Finanza de Enna. - MEDITERRÁNEO

DANIEL NÁGER / VALENCIA 11/02/2017

Arsénico, níquel, plomo, cromo... Son cuatro sustancias muy tóxicas que se han encontrado en una partida de baldosas importada de dos firmas de Guangdong (China) y que no solo ha puesto en jaque a Italia, sino también a Europa, ya que los lotes habrían sido comercializados. Se trata de una operación policial, Pureblack, en la que ha intervenido la fiscalía de Enna, localidad del centro de Sicilia y por la que ha habido dos detenidos, según se han hecho eco todos los medios transalpinos, alarmados por los hechos.

El producto en cuestión se llama precisamente Pureblack, un pavimento cerámico pulido de color negro que cambiaba de color y se degradaba de manera improvisada. Unas variaciones que han puesto en alerta a las fuerzas de seguridad y que, tras «análisis preocupantes» por parte del Instituto Superior de Sanidad, por encargo del Ministerio de Sanidad de Italia, se han revelado como tóxicas y nocivas para la salud.

La operación se produce precisamente en un momento de debate en el seno de la UE sobre la conveniencia de abrir las fronteras a las baldosas chinas, con la oposición de los fabricantes europeos, bajo acusación de competencia desleal. Ahora, el suceso evidenciaría, además, la falta de trazabilidad y de controles.

DOS DETENIDOS // La operación ha llevado a localizar «dos lotes» que se habían vendido, importados desde China. El primero había sido importado por una sociedad de Mascalucia (Catania), cuyo administrador ha sido denunciado. Posteriormente, había sido revendida a otros negocios de toda Sicilia. El segundo caso es mucho más preocupante: se ha localizado en una sociedad comercial de Sassuolo (Modena), centro neurálgico de la cerámica italiana. Su responsable legal ha sido también denunciado, quien lo había vendido en toda Europa, incluso a grandes cadenas. Se han inmobilizado cerca de 7.000 piezas en quince operaciones.