+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Mediterráneo:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 

Sucesos

 

SIMULA UN ASALTO EN el rellano

Una anciana finge un robo en Gandia para recuperar 300 euros

La octogenaria pierde el dinero «sin saber cómo» mientras compraba en el súper

 

Imagen de archivo de la comisaría de la Policía Nacional de Gandia. - MEDITERRÁNEO

EFE
17/06/2019

Se inventa un robo con violencia para engañar al seguro e intentar obtener 300 euros que había perdido mientras hacía la compra. La Policía Nacional esclareció este curiosa historia en Gandia (Valencia), donde una mujer de 80 años denunció que un ladrón le había asaltado en el rellano de su edificio, cuando en realidad había simulado el hurto para recuperar el dinero extraviado.

Según detallaron los agentes, la supuesta víctima, de nacionalidad española, llamó al teléfono 112 para alertar de un robo violento que había sufrido al salir del ascensor y rápidamente fue atendida por la policía y los servicios sanitarios. Según indicó en su relato, un desconocido la abordó al llegar al rellano de su casa, la empujó con fuerza, le quitó el bolso, lo registró a fondo y le sustrajo supuestamente los 300 euros que llevaba dentro.

NO TENÍA LESIONES // La primera sospecha de los agentes llegó cuando los facultativos médicos la examinaron y comprobaron que no presentaba ninguna lesión ni indicios de haber sufrido un robo con violencia. Un día después de los hechos --a la postre ficticios--, la mujer se personó en la comisaría de la Policía Nacional de Gandia para interponer la correspondiente denuncia.

No obstante, los investigadores fueron atando cabos y al final descubrieron que todo se trataba de una farsa orquestada por la presunta víctima, tal como la propia octogenaria acabó reconociendo ante los agentes.

De esta forma, la anciana no sufrió ningún robo y el asalto no era más que una artimaña para estafar al seguro de hogar y así recuperar los 300 euros que había perdido «sin saber cómo» cuando estaba en el supermercado.