Suscríbete

El Periódico Mediterráneo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Amparo Marco

A FONDO

Amparo Marco

El plan de futuro de Castelló

En el pleno del Ayuntamiento aprobamos el último documento previo a la ratificación del Plan General

El pleno del Ayuntamiento, celebrado el pasado jueves, aprobó el último documento necesario para que el Plan General Estructural de Castelló sea ratificado por la Comisión Territorial de Urbanismo el próximo 17 de diciembre. Nos encontramos en la recta final administrativa del planeamiento urbanístico que va a transformar nuestra ciudad y va a definir las líneas de su futuro, con un crecimiento sostenible y una proyección urbana basada en la innovación, la cohesión social y la protección medioambiental. Solo faltará la próxima aprobación del Plan de Ordenación Pormenorizada.

El nuevo planeamiento urbanístico devolverá a Castelló la dignidad que merece un Plan General (PG) que fue vapuleado, que mereció tres sentencias desfavorables y que sufrió la inacción y falta de interés de los gobiernos municipales anteriores. Ahora, tras trece años sin PG, Castelló va a contar con un nuevo conjunto de normas urbanísticas que determinarán su futuro desarrollo y otorgarán toda la seguridad jurídica necesaria.

El último PGOU fue aprobado en 1984. Más adelante se llevó a cabo una revisión, en el año 2000. Después, fue anulado por el Tribunal Supremo en 2008. Se ejecutó la sentencia pero no se adaptó la documentación a la legislación vigente y se desestimaron, además, todas las alegaciones ciudadanas. Posteriormente, llegaron nuevas sentencias que ratificaron la nulidad del PGOU junto al incumplimiento administrativo del gobierno municipal. Hasta el año 2013, cuando el Tribunal Supremo reafirma la nulidad.

Fueron años tortuosos para la evolución de la ciudad. Un tiempo en el que los gobiernos del PP no acataron sentencias ni resolvieron el problema. Una dejadez y falta de interés que ha perjudicado gravemente a Castelló. Un tiempo marcado por un nefasto recorrido por los tribunales, sacrificando la estabilidad urbanística, el desarrollo económico y el futuro de la ciudad.

El cambio de gobierno

Cuando en 2015 se produjo el cambio de gobierno, una de las primeras decisiones que adoptamos fue comenzar los trabajos necesarios para la tramitación de un nuevo planeamiento urbanístico. Y, hoy, hemos llegado aquí gracias a la firmeza de los gobiernos progresistas de estas dos legislaturas, gracias al Pacte del Grau y al Acord de Fadrell, al esfuerzo y trabajo de los concejales de Urbanismo Rafa Simó y José Luis López, así como de los equipos técnicos municipales, con Consuelo Leal y Fernando Calduch al frente.

Es el Plan General para la regeneración urbana y la recuperación socioeconómica de la ciudad, que facilitará la llegada de inversiones y la creación de oportunidades, y que, asimismo, aportará seguridad jurídica. Hay dos formas de gobernar, dos formas diferentes de mirar a Castelló. Por un lado están quienes han perjudicado, han desprestigiado la ciudad, quienes manipulan y mienten a la ciudadanía. Por otra parte, están los gobiernos que desde 2015 se han puesto manos a la obra para restaurar la dignidad y la reputación de Castelló, quienes apostamos por un urbanismo transparente y justo, con criterios de sostenibilidad social, ambiental y económica, por una ciudad de vanguardia, innovadora, amable y humana.

Alcaldesa de Castelló

Compartir el artículo

stats