Suscríbete

El Periódico Mediterráneo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

la primera fase de la iniciativa del ministerio dejará cinco millones de euros de apoyo PARA LA PROVINCIA

Cheques de 3.000 euros para la revolución digital de 1.700 pymes de Castellón

Los primeros beneficiarios serán los autónomos y empresas con entre 10 y 50 empleados a cargo

Comercio electrónico.

El comercio electrónico en Castellón ha crecido en plena pandemia e incluso estas Navidades, con muchas familias víctimas de la sexta ola confinadas. Pero desde ahora, la revolución digital podrá ir a más. En concreto, casi 1.700 pymes de Castellón que aún no tengan web o tienda on line, entre otras herramientas, podrán optar a cheques de 3.000 euros para modernizarse en el 2022. Es el primer paquete de ayudas anunciado por el Ministerio de Transformación Digital, dotado con 500 millones.

La primera fase se ha abierto solamente a autónomos y microempresas con entre 10 y 49 trabajadores: solo 1.685 pymes en Castellón, según el Directorio Central de Empresas (DIRCE). Supondría 5.055.00 euros para la provincia. Aunque ahora ese perfil apenas lo cumplen el 4% de las compañías, el Gobierno ampliará la cobertura de aquí al 2023. El siguiente grupo en beneficiarse apunta a autónomos sin asalariados o pymes con entre uno y nueve empleados: 38.755 (el 95%). 

¿En qué consiste el 'kit'?

El emprendedor beneficiario podrá utilizar el kit o bono para comprar soluciones digitales: elaboración y gestión de páginas web, presencia en internet, comercio electrónico, gestión de clientes y proveedores, ciberseguridad e implantación de una oficina digital. Paralelamente, se beneficiarán empresas de servicios de internet, que pueden optar a formar parte de la bolsa de «agentes digitalizadores». Además del tamaño, otros requisitos son «cumplir los límites financieros que definen las categorías de empresas; tener una antigüedad mínima que se establece; estar al corriente de las obligaciones tributarias y de Seguridad Social, etc.».

Las compras on line son un complemento a las que se realizan en tienda física. Mediterráneo

Seis de cada diez buscan formación digital

Para el comercio, sector que aspira a este kit digital, toda iniciativa suma. La Confederación de Empresarios del Comercio, Servicios y Autónomos (Confecomerç) en Castellón, que preside Juan Rodolfo Adsuara, valoró que «con la pandemia se ha acelerado el proceso de puesta en marcha de herramientas encaminadas a combinar la experiencia de compra en tienda física y on line». «El 65,2% de comerciantes de la asociación ha realizado nuestras tutorías digitales gratuitas y es partidario de impulsar actuaciones dirigidas a favorecer la venta on line», añadió. La patronal cuenta con material gratuito: vídeos con casos prácticos, recopilatorio de herramientas útiles para gestión de estocs y clientes en la transformación digital; o la guía de comercio electrónico (para elegir la mejor plataforma de pago, protección de datos, etc.)

"Más que una web con el icono del carro de la compra"

En su opinión, «la crisis ha abierto nuevas oportunidades y ha probado que el comercio está listo para incorporar nuevos canales, no solo de venta sino también para dar información, realizar campañas, atención al cliente, recepción de pedidos, vía digital. No se trata de estar en todas las redes y canales, pero sí donde están los potenciales clientes», indicaron. «La digitalización va más allá de una web asociada al icono del carro de la compra», concluyó.

Un servicio para las familias confinadas

A raíz da la crisis del coronavirus son muchos los pequeños comercios que han habilitado nuevos canales para recepcionar los pedidos, como puede ser por medio de WhatsApp o redes sociales y envío a los particulares o a través soportes como aplicaciones para la venta a domicilio. Así lo apuntaron desde Confecomerç-Covaco Castellón, puesto que no solo en plena pandemia sino también ahora en estas Navidades «se da el caso de que ahora muchas familias se ven en la circunstancia de tener que confinarse en casa, por lo que no pueden salir a la calle a realizar sus compras, debiendo utilizar medios digitales, como puede ser el servicio de mensajería instantánea, redes o el de apps». Al respecto, la asociación incidió en que «los pequeños comercios están diversificando por tanto la manera de llegar a sus clientes, poniendo para ello los soportes necesarios, empleando todas las herramientas digitales a su alcance para poder satisfacer el servicio a domicilio».  


Compartir el artículo

stats