50%DTO ANUAL BLACK FRIDAY El Periódico Mediterráneo

El Periódico Mediterráneo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El Estado recauda en Castellón una cifra récord en 13 años: 1.398 millones de euros

La provincia aporta en el 2021 el 22% más que el ejercicio anterior y el 2022 arranca con estabilidad

Un cliente reposta en una gasolinera de Castellón este mes, cuando los precios d e los carburantes han sufrido un brutal incremento en relación a un año antes. MANOLO NEBOT ROCHERA

La recaudación fiscal del Estado en la provincia de Castellón creció el año pasado un 22% sobre el ejercicio precedente, hasta alcanzar los 1.398 millones de euros, una cifra que supera con creces los datos previos a la pandemia y se sitúan en el nivel más alto desde hace 13 años, cuando en el 2008 ya se hundió la aportación como consecuencia del arranque de la crisis del ladrillo que tanto había costado superar cuando llegaron la pandemia y la escalada de los precios de la energía y las materias primas. El desafío ruso con el ataque y la guerra en Ucrania ha empeorado sensiblemente una situación que, en lo que se refiere a lo que los castellonenses aportan a la caja de Hacienda, se caracteriza en los dos primeros meses del 2022 por la estabilidad.

Detrás de las cifras récord en más de una década de la recaudación se encuentran los buenos resultados de las empresas en el segundo ejercicio de vigencia del covid-19, con un ritmo de recuperación económica propiciado por los paréntesis en las restricciones, así como el incremento de las bases de cotización de los trabajadores y, como elemento muy destacado, la escalada de la inflación.

Doble cara

De hecho, este último punto se ha convertido un una moneda de dos caras. Mientras que por una parte ahoga a las familias y empresas con un encarecimiento continuado de los precios, por otro, la recaudación fiscal ha seguido creciendo mes a mes de forma importante, si bien el 2022, del que solo hay datos de enero y febrero, insuficientes para definir la tendencia, se ha frenado el incremento y recogen un descenso del 7%.

Ingresos tributarios del Estado en Castellón Mediterráneo

Según los datos facilitados por la Agencia Española de Administración Tributaria (AEAT), Castellón aportó en el último ejercicio a las arcas del Estado los mencionados 1.398 millones de euros, 251 más que en el 2020 y 214 por encima del dato del 2019, cuando la pandemia no había entrado en escena. El IRPF, con una cuantía de 765 millones y un crecimiento interanual del 17,4% fue el tributo más destacado, seguido del impuesto de sociedades.

Este último, que se extrae de los beneficios empresariales, se elevó hasta los 373 millones, nada menos que un 47% más que en el año anterior, cuando se limitó a 254 millones de aportación.

En lo que se refiere al IVA, el aumento fue más modesto, del 5,2%, y sumó un ingreso neto para el Estado de 215 millones de euros.

Ingresos tributarios del Estado en Castellón Mediterráneo

El director gerente de Cámara Castellón, Javier Valls, interpreta que hay dos elementos que influyen en esta evolución. «Los datos confirman que a nuestra economía no le ha ido tan mal en general, a pesar de la pandemia, aunque es cierto que hay sectores concretos», lo que implica incrementos de ingresos por los que hay que tributar. En segundo lugar, Valls explica que la inflación, que comenzó a desatarse en el segundo semestre del año pasado a partir de la escalada de los precios de la energía marca igualmente el incremento de la recaudación tributaria del Estado en Castellón.

Por su parte, el presidente de la patronal CEV en Castellón, Luis Martí, remarca que, según el Instituto de Estudios Económicos, en 2020 la presión fiscal de la Comunitat se situaba 11,7 puntos por encima de la media nacional y 21,7 puntos sobre la media de la UE, para añadir que «en España hay 85 impuestos autonómicos y la tendencia es al alza. Justo lo contrario de lo que necesitamos para apuntalar la recuperación».

Desde el punto de vista de los economistas de la provincia, el decano del colegio profesional, Jaime Querol, entiende que este territorio ha aportado más al Estado en el 2021 porque «ha habido más beneficios en sociedades, con incrementos de la renta personal y crecimientos de las bases imponibles de los trabajadores, todo ello propiciado porque la economía iba bien, con recuperación también del turismo, hasta que llegó la subida de precios de la energía».

Compartir el artículo

stats