Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

QUIERE EVITAR QUE LOS CAMBIOS EN MATERIA FISCAL RETRASEN LA ENTRADA EN VIGOR DEL TEXTO ECONÓMICO

Marco se afana por activar en enero el presupuesto de Castelló con la nueva plusvalía

La capital potenciará el comercio de los mercados Central y San Antonio en el 2022

Amparo Marco es la alcaldesa de Castelló de la Plana desde el 2015.

La sentencia del Tribunal Constitucional del pasado mes que anuló temporalmente el impuesto de la plusvalía municipal, con un coste calculado en un principio en cinco millones menos de ingresos para el Ayuntamiento de Castelló, y que fue recalculado a un máximo de 150.000 euros de pérdida para las arcas municipales durante las dos semanas en las que se tardó en poner en marcha la nueva figura fiscal, puede suponer alguna modificación de ajuste técnico en los presupuestos locales para el 2022.

Igualmente, es preciso estimar qué impacto tendrá en las cuentas la nueva legislación que ya está en vigor. Por este motivo, la alcaldesa de Castelló, Amparo Marco, ha cogido las riendas del documento económico y pelea por activar el presupuesto en el mes de enero, pese a la posibilidad de que este pudiera sufrir un retraso. En la actualidad, el equipo de gobierno del Acord de Fadrell se afana en aquilatar ingresos y gastos analizando diversas simulaciones de cómo afecta el impuesto que sustituye a la antigua plusvalía a la economía del Ayuntamiento de Castelló para el próximo año.

El presupuesto contará con las inversiones de la Unión Europea para el desarrollo de los proyectos previstos como la remodelación de la avenida de Lledó. Además, ampliará el convenio para la realización de actividades y el fomento y potenciación del comercio local en los mercados Central y San Antonio. Este año lo ha firmado con las asociaciones Comerços del Raval y Castelló Espai Comercial. Además la partida económica destinada a los bonos de la campaña Abonem volverá a recuperarse. En este 2021 han sido 213.800 euros que han beneficiado a más de 200 establecimientos en la capital. 

Compartir el artículo

stats