Suscríbete

El Periódico Mediterráneo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

PENALIZA A LA EMPRESA

Burriana detecta deficiencias en el servicio de jardinería

El Ayuntamiento frena el pago de facturas hasta que la adjudicataria dé alguna explicación

Un informe técnico detectó el incumplimiento de varias partes del contrato. Isabel Calpe

El Ayuntamiento de Burriana ha penalizado a la empresa que realiza el servicio de jardinería en el municipio tras registrar varias deficiencias en las trabajos prescritos por contrato. Un informe técnico acusa el incumplimiento puntual del acuerdo vigente, concretamente en materia de personal y de ejecución de tareas incluidos en el pliego, tras la revisión efectuada esta semana.

El concejal de Vía Pública, Vicent Aparisi, explica que la sanción que se aplica en estos casos consiste en «paralizar el pago de facturas hasta que la empresa dé una explicación, para lo que tiene unos días de moratoria». Según consta en el documento elaborado por el ingeniero municipal, pudieron comprobar físicamente que el número de operarios que efectuaban los trabajos en la ciudad era de ocho empleados, en lugar de los 11 que debería haber como mínimo.

Además, en la revisión de los jardines de la plaza Mayor, colegio Novenes de Calatrava, colegio Tarancón, calle Illa de Lanzarote, plaza Mariners, plaza Mare Nostrum y las avenidas del Transporte, París y Londres, la altura de recorte de setos no era la adecuada, constatando que hay rebrotes que sobrepasan con creces los máximos permitidos. 

Aparisi considera que los hechos, aunque puntuales, suponen «una irregularidad en detrimento del municipio» y «deben garantizar y exigir a la empresa que respete las condiciones contractuales y que cuente con la plantilla necesaria y adecuada». 

Nuevo contrato en marcha

Se da la circunstancia de que la actual empresa responsable de la jardinería está operando mediante una prórroga forzosa hasta que se resuelva la adjudicación del nuevo contrato para el servicio. 

Los pliegos contemplan como novedad la separación de las tareas en el Clot de la Mare de Déu de las del resto de jardines y la empresa ha conseguido el concurso por algo más de 645.000 euros. 

Ayuntamientos que cortan por lo sano por los incumplimientos de contrato

Los incumplimientos de las empresas en la gestión de las concesiones públicas no siempre quedan en expedientes o advertencias por parte de los ayuntamientos. Esta misma semana se ha dado un ejemplo de una decisión contundente por parte del gobierno de Nules, que ha anunciado la rescisión del contrato del autobús urbano porque la adjudicataria, según el consistorio, se niega a hacer el horario especial de verano que formaba parte de la licitación.

En el 2018, el Ayuntamiento de la Vall ya dio un paso similar con las instalaciones deportivas de Vallpala. Tras detectar la ejecución de unas obras sin licencia municipal, sumadas o otras irregularidades, rescindió el contrato. El caso llegó a los tribunales, que en octubre del 2021 dio la razón al consistorio.


Compartir el artículo

stats