Suscríbete

El Periódico Mediterráneo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La baza valenciana para atraer la Agencia Estatal de Salud Pública

El Consell se ha posicionado como sede del futuro organismo público, pero también lo han hecho desde Aragón, Andalucía, Asturias o Extremadura

Fernando Simón junto a la viróloga Margarita del Val, en la visita que hizo a Fisabio en octubre del año pasado. Mediterráneo

Han pasado diez meses pero en la Conselleria de Sanidad y en el seno de la Generalitat Valenciana siguen manteniendo ese "¡Estaríamos encantados!" que en octubre verbalizó la entonces consellera Ana Barceló al ser preguntada sobre si la Comunitat Valenciana podría acoger el futuro centro nacional de Salud Pública, que finalmente será agencia, la Aesp.

Después de que el Consejo de Ministros aprobara su creación el martes, el debate de dónde se instalará ha vuelto y con él las especulaciones. Y es que el gobierno de Sánchez mantiene su intención de apostar por la "descentralización" de esta institución pública ante el descontento de Madrid que acusa a Sánchez de 'madrileñofobia'. La nueva Aesp busca poner orden en la Salud Pública de las 17 autonomías aunque sea once años después de que así lo previera la ley General de Salud Pública y tras una pandemia de covid-19 en la que hubiera sido de mucha utilidad.

Los responsables del Consell no han eludido el posicionarse abiertamente como futura sede de la Aesp pero no han sido los únicos. Desde autonomías como la andaluza, la extremeña, la asturiana o la aragonesa también se han posicionado Ayer, el presidente del gobierno de Aragón, Javier Lambán, volvía a poner su candidatura sobre la mesa: dice que ya trabajan para demostrar que Zaragoza era "el lugar adecuado" mientras el senador de Compromís, Carles Mulet, hacía lo propio intentando barrer para casa. "Justamente el modelo valenciano de Salud Pública, pionero en el Estado en rescatar la gestión pública de hospitales privatizados actualmente en manos de concesiones y de dignificar la sanidad, es el principal aval para ubicar en esta comunidad esta agencia", decía ayer.

Con todo, aún quedan meses hasta saber cómo exactamente se quiere levantar este proyecto, qué características tendrá y qué tipo de espacio necesita ya que lo que aprobó el martes el consejo de ministros fue el anteproyecto de ley en primera vuelta. La ministra de Sanidad Carolina Darias se apresuró a recordar que este era solo el "inicio". "Falta la segunda vuelta, que haremos esfuerzos para que esté antes de que finalice el año, y después llevarlo a las Cortes Generales para la tramitación parlamentaria", explicó.

La valenciana, entre las favoritas

Aunque el proyecto está aún en pañales, todo el mundo está haciendo sus apuestas y ya hay quien da a la valenciana como la favorita en las quinielas. Incluso se han visto movimientos "delatores" en las últimas visitas a Valencia giradas por el director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias, Fernando Simón (que suena como posible cabeza de la agencia) como la que cursó en octubre a Fisabio para participar en un taller sobre respuesta ante emergencias. Lo cierto es que entonces "llegó directo desde el AVE a Fisabio y salió directo al AVE" sin "pasearse" por Valencia ni visitar instalaciones alternativas según relatan personas que estuvieron con él y, como bien dicen trabajadores de la Dirección General de Salud Pública y de Fisabio, ubicados en el edificio de la avenida Cataluña, "aquí ya no cabe ni un alfiler".

Opciones, más allá de la actual Dirección General de Salud Pública, hay. Valdría cualquier punto estratégico en un parque tecnológico, espacio en algún edificio emblemático e incluso que llegue a la C. Valenciana no significa que tenga que hacerlo a la capital del Túria. "En Alacant tienen dos departamentos universitarios de salud pública muy buenos", apuntan fuentes internas.

Uno de los sistemas de vigilancia más avanzados

Lo cierto es que si la agencia ha de centralizar la vigilancia epidemiológica nacional para coordinar respuesta a las nuevas amenazas, entre otros fines, no es descabellado que se opte por ubicarla en una de las regiones que tiene un sistema de alerta más avanzado y mejor asentado. "El sistema de información de salud pública de la Comunitat Valenciana es bastante mejor que el de otras comunidades, pero es que la mayoría de sistemas de información son muy primitivos. El nuestro es muy mejorable, pero más avanzado", razonan desde dentro.

Desde fuera también se ha visto ese capital que supone el trabajo de los equipos de vigilancia epidemiológica valencianos. El mismo Simón le lanzó flores en aquella visita de octubre: "La Comunitat Valenciana es la que mejor sistema de vigilancia tiene a nivel nacional. Aún así había muchas cosas que mejorar", aseguró entonces. Pese a las loas y a que Simón vea la forma de trabajar valenciana con buenos ojos habrá que esperar.

Compartir el artículo

stats