+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Mediterráneo:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 

Comarcas

 

LA VALL D’UIXÓ

‘Uskut’, cuando la poesía dio voz a los olvidados

El segundo proyecto de ‘Poetes & Cia’ quiere romper con el silencio que envuelve la situación de los refugiados saharauis, a través de la literatura

 

Homenaje 8 Ayer se presentó el libro y se firmaron banderolas con poemas y fotos en les casetes dels mestres. - MIRA

MÒNICA MIRA
17/11/2019

Versos comprometidos. De ellos está repleta la publicación que ayer por la tarde vio la luz en la Vall d’Uixó, de la mano de la Concejalía de Cultura y la editorial Trencatimons, en una nueva edición del proyecto literario Poetes & Cia, una iniciativa que nació en el 2018 con una propuesta artística que combinaba la fotografía y la poesía relacionadas con el agua. Su título fue Degoteig.

En esta ocasión, la palabra se ha fusionado con la reivindicación, como tantas veces antes en las que el arte, la literatura más concretamente, se ha aliado con las causas que merecen titulares pero no los obtienen.

Uskut --silencio en árabe--, ese es el título del nuevo proyecto que ayer reunió a más de medio centenar de poetas comprometidos con la causa de dar visibilidad a un pueblo exhiliado en el peor de los desiertos conocidos desde hace casi medio siglo. De hecho, el 6 de noviembre se cumplieron 44 años desde que se produjo la Marcha verde, que supuso la invasión marroquí del Sáhara Occidental, antigua colonia española que fue abandonada por razones estratégicas, sin tener en cuenta la voluntad de sus moradores, por aquel entonces, ciudadanos españoles de pleno derecho.

Uskut no pretende relatar la historia, sino alertar sobre sus consecuencias. «Tu corazón sueña lo que late en tu mente», con este proverbio saharaui se inicia el relato del doloroso olvido internacional al que se han visto sometidos quienes viven en una espera interminable, la que les llevaría al derecho a la autodeterminación de un pueblo que la ONU ha reconocido pero nadie facilita.

En su prólogo, Amparo Panadero expone que Uskut supone «una mirada limpia y bella hacia un pueblo que precisa grandes dosis de cariño y solidaridad», las que desde ayer pueden leerse y apreciarse a lo largo de la avenida Jaume I, arropadas por la poesía.