+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Mediterráneo:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 
 

extrema vulnerabilidad

El lince mira a Castellón

 

Pareja de linces en una zona de reciente repoblación de la especie. - MEDITERRÁNEO

Pareja de linces en una zona de reciente repoblación de la especie. - MEDITERRÁNEO

ÁNGEL BÁEZ
17/03/2016

El interior de la provincia de Castellón tiene condiciones favorables para la introducción del lince ibérico, lo que podría llegar a producirse a partir del 2018, siempre y cuando estas circunstancias no cambien, exista compromiso de la Administración y se logre financiación publico-privada, tal como ha señalado el director del programa Life-Iberlince, Miguel Ángel Simón, responsable de buena parte de la recuperación y reintroducción de esta especie en tierras andaluzas, extremeñas, portuguesas y castellanomanchegas, principales hábitat liceros de la Península.

El lince ibérico está catalogado por la Unión Mundial para la Naturaleza (UICN) como el felino más amenazado del mundo. Se trata de una especie que ha estado a punto de desaparecer del planeta, pero en los últimos años, y gracias a la labor de grupos y programas especializados, se ha podido cambiar una tendencia de animal en vía de extinción hace muy pocos años a una especie de extrema vulnerabilidad.

Simón ha señalado que las repoblaciones de estos animales son posibles siempre y cuando exista una abundante población de conejos, principal alimento de estos felinos, pero también que en materia de infraestructuras viarias, la Administración ponga de su parte para evitar los atropellos, principal causa de mortandad. Además, al tratarse de programas abiertos a financiación público-privada, también se valora el compromiso de las empresas locales en este aspecto. “El interior de Castellón, así como otras zonas, pero ya de la meseta castellana, son susceptibles a estas repoblaciones siempre que se den estas condiciones”, señala Simón, quien ha señalado que en el 2017 culmina el programa europeo, que esperan renovar “con la reintroducción del lince en nuevos territorios de la Península ibérica”.

El responsable de la iniciativa europea Life-Iberlince ha indicado que los procesos de selección vienen acompañados “por exigentes protocolos en cuanto a la calidad del hábitat escogido, así como una superficie mínima por ejemplar y, sobre todo, que sean zonas donde abunde el conejo” y que esté libre de las enfermedades que suelen castigar a estas colonias.

Cara a programar las futuras actuaciones, como la expansión de las repoblaciones a nuevos territorios, del 4 al 6 de abril próximos se celebrará en Sevilla el cuarto Seminario Internacional de Conservación del Lince Ibérico, donde se reunirán los principales especialistas y estudiosos en la recuperación de esta especie.

Para Simón, introducir el lince en la provincia de Castellón tiene los mismos protocolos que se dan en otras zonas, aunque es cierto que una amplia masa de sotobosque mediterráneo y la presencia de matorral bien conservado y espacios aislados de la actividad humana, como los que se dan en el interior, componen un entorno favorable para su repoblación. H