+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Mediterráneo:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

regional preferente

Baile de presentes e incógnitas en los banquillos de Regional Preferente

Burriana, Alqueries, UDE, l’Alcora, Alcalà y Soneja ya tienen confirmado a su entrenador

 

Vicente Pastor. -

José Ginés. -

JORGE SASTRIQUES
12/06/2019

Termina de rodar la pelota y comienzan a moverse los banquillos. El fútbol no para cuando el colegiado pita el final del partido y tampoco al concluir la temporada. Con el cierre del ejercicio, los focos alumbran los despachos y una de las decisiones maestras que tiene que tomar cada dirección deportiva es la identidad del líder de su equipo el próximo curso, en el que la intención es mejorar las prestaciones de la campaña que acaba de finalizar.

Por el momento, hasta seis equipos tienen despejada esta incógnita. El Burriana, que disputó la promoción de ascenso a Tercera División, sin éxito, contará con un hombre de la casa. Ramón Llopis volverá a llevar las riendas del cuadro celeste por tercera temporada consecutiva con la idea de repetir play-off. Otro clásico del fútbol provincial, el Vall de Uxó, mantiene su proyecto con Poldi Sorribes como capitán de las huestes valldeuxenses. Tras un año decepcionante, después de quedarse cerca del ascenso el curso anterior, Sorribes volverá a ser el líder del banquillo de la UDE por cuarta campaña consecutiva, con la clara intención de que las cosas le vayan mucho mejor a su equipo en el nuevo proyecto.

El entrenador más experimentado del grupo I, Paco Saiz, y el más joven, Vicente Pastor, seguirán al frente de Alqueries y l’Alcora, respectivamente, con la intención de dar un paso adelante y dejar de mirar la zona baja de la clasificación. Ambos esperan hacer realidad su deseo.

Por otra parte, los equipos que proceden de Primera Regional también mantienen a sus entrenadores. El ambicioso Soneja, hace dos años en Segunda Regional, ha renovado a José Ginés, mientras que el Alcalà ha hecho lo propio con Sergio Catalá tras devolver al equipo xivertense a Preferente en el primer intento.

Muchas vacantes / Los ocho equipos restantes, con permiso de un Onda que tiene opciones utópicas de ascender a Tercera, todavía no tienen entrenador definido. En el Castellón B aún no está confirmada la continuidad oficial o no de Dani García, ni en el Almenara la de Iván Ausina, o en el Cabanes la de Óscar Sanhuja. El Almazora, tras el traspiés de no poder luchar por el ascenso, no se ha decidido tras el adiós de Juanjo Edo y Pepo Amposta.

Tampoco continuarán Basilio López en el Nules, Eloy Lorente en el Benicarló o José Bollado en el San Pedro. Y a partir de aquí comienza el baile de nombres y de entrenadores que anhelan con volver o seguir, depende la circunstancia, entrenando en Preferente. Técnicos como Juan Carlos Beltrán, Mauricio Casas o Francisco Javier Balaguer —no seguirá en el juvenil A del Castellón— también están al acecho.