+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Mediterráneo:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 
 

reunión en castellón

Los vendedores del mueble se unen para coger impulso frente a amenazas foráneas

El sector ha perdido casi 200 tiendas en la provincia desde el 2007 pero comienza a salir del túnel y busca su revitalización. Una quincena de empresarios de la provincia se reúne con Comerç Moble para integrarse y trazar estrategias de futuro

 

CÓNCLAVE EN CASTELLÓN. Una quincena de comerciantes castellonenses se reunió con Comerç Moble para revitalizar el sector. - GABRIEL UTIEL

RAMON OLIVARES RUIPÉREZ
16/04/2017

Tras vivir una interminable travesía en el desierto desde el inicio de la crisis, en la que se ha quedado por el camino más de la mitad del sector, los comerciantes del mueble de la provincia cogen aire y toman impulso para tratar de hacer frente a las nuevas amenazas, en forma de marcas llegadas del extranjero, que cada vez más atenazan su futuro. Con este objetivo, recientemente una quincena de empresarios castellonenses se reunieron en la sede del Colegio de Agentes Comerciales de la provincia con los dirigentes de Comerç Moble, la Asociación para la distribución y comercio del mueble y el hábitat de la Comunitat Valenciana, que nació hace un año en Valencia «vista la necesidad de defender el sector», señalan fuentes de la misma a este rotativo.

El objetivo es, después de andar este camino en Valencia y Alicante, seguir sumando asociados que configuren una entidad potente con la que llevar a cabo campañas de promoción, algo que ya han iniciado en la provincia vecina.

A la cita acudieron los responsables de Muebles La Fábrica, Leandro, Goterris, Albani, Flores, José Moros, Homedesign y Vivendi Mobiliario, entre otros. Desde Comerç Mueble señalan, además, que han recibido muchos correos de empresarios provinciales que no pudieron acudir «y se quieren sumar al proyecto». Tiendas de la capital de la Plana pero también de otras localidades, que tratan de mejorar su posicionamiento ante la dura competencia de grandes superficies que se van implantando en la provincia y en la Comunitat.

plan estratégico

Para lograrlo, además de las campañas publicitarias, que se abonan en base a las cuotas de asociados, que califican de «simbólicas» desde la asociación, también se han emprendido ya reuniones con las administraciones competentes. De esta manera, como explicaron en la cita celebrada en Castellón el presidente de Comerç Moble, Abelardo Olmeda, y el máximo responsable de la Confederación española de comerciantes del mueble (Cecomu), Javier Sanz, llevan ya «dos años» acudiendo al Ministerio para reunirse con la directora general de Comercio Interior, Carmen Cárdeno, a la que le han pedido en repetidas ocasiones un Plan estratégico del sector.

Este debe abarcar desde la fabricación, a la comercialización, pasando por los agentes comerciales, que también tienen su peso en la venta del mobiliario.

Asimismo, en febrero Comerç Moble se reunió con el director general de Comercio y Consumo de la Generalitat, Natxo Costa, a quien se le propuso un Plan renove, al estilo del que se ha emprendido por ejemplo con la cerámica o el que también se ha llevado a cabo con electrodomésticos, algo a lo que Costa se mostró dispuesto, señalan las mismas fuentes. Incluso se apuntó un nombre para la iniciativa: Remoble.

revitalizar el sector

El objetivo final es «agitar el sector y recuperarlo» en base a un plan nacional, como expuso Sanz en la reunión. No en vano, desde que comenzó la crisis en el 2007, ha perdido entre un 60 y un 65% de su facturación en el territorio estatal. En la provincia de Castellón esto se ha traducido en la pérdida de casi 200 tiendas. De las 342 que constaban en el censo provincial en el 2007, se ha pasado a unas 150, según las estimaciones de Comerç Moble, que remitió más de 110 correos y llamó «una por una» en base al viejo listado de empresas para invitar a la reunión.

Eso sí, desde el 2014, cuando el sector «tocó fondo», la situación parece haberse normalizado e incluso va a mejor. Está creciendo un 5% al año y al finalizar el cuarto esperan haber recuperado un 20% de la facturación que perdieron los comerciantes tradicionales del mueble.

Ahora, las firmas que quedan «están luchando y dando servicio». Y es que esta es una de las máximas que defienden desde el sector tradicional frente a la amenaza de las macrotiendas, «que no prestan nuestra atención ni servicio; nosotros damos un servicio añadido, previo, durante y en la posventa», señalan las fuentes de la entidad.

Esta es la principal fortaleza que tratan de poner en valor desde Comerç Moble, el peso de estas tiendas de proximidad que ofrecen Calidad, servicio y garantía, el lema de la asociación.