+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Mediterráneo:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

Tribuna de UGT

Convenio del metal estancado

 

VICENTE Chiva
19/08/2019

Cuando las negociaciones empezaron hace varios meses, ambas partes pensábamos que se debería de intentar hacer lo más rápido posible un acuerdo, dentro de la normalidad. Pero pronto vimos que no iba a suceder así, la patronal y nosotros como parte social, no somos capaces de romper el hielo e ir avanzando la negociación, estamos como empezamos.

La última reunión la patronal rompió la negociación, con la idea clara que si no entramos en la jornada de lunes a domingo, compensación, absorción y aumentar la flexibilidad se rompe la negociación. Así fue, nos levantamos de la mesa y en estas estamos. Cierto es que en algún cruce informal de palabras retomaremos las negociaciones para bien entrado el próximo mes de septiembre.

La parte social queremos un convenio razonable, con incrementos salariales sin absorción, bien regulado en los permisos, posibilidad de ver y estudiar temas importantes para los trabajadores, pero no pueden pedirnos pérdidas de salarios, ni cambiar cromos. Debemos ver la complejidad de un convenio donde hay varios sectores con realidades distintas para ambas partes, y no ir con propuestas donde son un traje a medida para algunos. Debemos ver el horizonte lo mejor que podamos y también cómo van las cosas ahora, que por cierto llevamos bastante tiempo con un nivel de carga de trabajo importante. Todo esto hay que valorarlo y ser capaces de ver las cosas en positivo, y no intentar solo sacar los resultados de cuentas por la parte de los salarios, no es un convenio con salarios altos. Los trabajadores necesitamos aumentos de salarios y no perder más derechos, y no vale ya palabras que intentan asustar a los negociadores sobre los cierres de empresas. Pocas son las empresas que cierran por los elevados salarios, más bien cierran por malas gestiones, por falta de innovación, por falta de inversiones, etc.

Soy consciente de que el mundo globalizado es un cambio que ha marcado una nueva etapa, pero esa excusa no es buena ya, para congelar salarios y perder derechos laborales, este país no necesita está mentalidad, necesita creerse que somos tan buenos empresarios y trabajadores como los mejores.

*Secretario Intercomarcal de Federación de Industria, Construcción y Agro (FICA) UGT Comarques del Nord