+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Mediterráneo:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 
 

IMPORTANTE INVESTIGACIÓN DE LA UNIVERSITAT DE CASTELLÓN

La piel masculina responde peor a los efectos de los rayos ultravioleta

El estudio introduce el factor ‘sexo’ para identificar la predisposición al cáncer cutáneo. La UJI localiza una causa genética del riesgo máximo de melanoma en hombres

 

EFE
20/07/2016

Un trabajo sobre causas genéticas del melanoma masculino, liderado por varios investigadores de la Unidad Predepartamental de Medicina de la facultad de Ciencias de la Salud de la Universitat Jaume I, revela que, con la misma variabilidad genética, los hombres tienden a presentar una piel más clara y una peor respuesta a los efectos de los rayos ultravioleta que las mujeres.

El resultado de este estudio, en el que ha colaborado el Instituto de Investigación Biomédica Incliva y se publica en la regista Biology of Sex Differences, localiza así una de las causas genéticas que explicaría la mayor incidencia de melanoma descrita en los hombres, informó ayer la Jaume I.

El grupo de investigación Genética del Cáncer de Piel y de la Pigmentación Humana (Melanogén), coordinado por el profesor Conrado Martínez-Cadenas, ha estudiado las diferencias entre hombres y mujeres en cuanto a la pigmentación --color de ojos, cabello y piel-- y de respuesta al sol. “Es decir, la historia de quemaduras solares y la existencia de pecas irregulares y manchas causadas por la exposición solar”, según Martínez-Cadenas.

Se analizaron 384 variantes genéticas y seis características físicas de los individuos y los resultados muestran que, con la misma variabilidad genética, los hombres tienden a presentar una piel más clara y una peor respuesta a los efectos de los rayos ultravioleta”, afirma Martínez-Cadenas.

El cáncer de piel está determinado tanto por factores ambientales como por la exposición solar y otros genéticos, recuerdan los investigadores, que indican que las personas con piel u ojos claros y cabellos rubios o pelirrojos cuentan con una probabilidad entre 20 y 30 veces más alta de tener un cáncer de piel que las que son morenas.

Por otro lado, varios estudios han comprobado que las hormonas femeninas favorecen la producción de la melanina, el pigmento que protege la piel del sol, de forma que el riesgo de sufrir cáncer de piel de las mujeres resulta menor, pero este prevalece más en los hombres, indica a su vez Bárbara Hernando, investigadora del grupo Melanogén.

LA INVESTIGACIÓN // Este estudio sobre melanoma en España surgió a raíz de una investigación precedente, cuyos resultados “mostraron que los hombres tienden a tener los ojos más claros que las mujeres con la misma variedad genética”, añade Martínez-Cadenas. La investigación es importante para comprender la biología del cáncer de piel.

La identificación de variantes asociadas con características fenotípicas que predisponen a cáncer de piel permite estudiar el posible riesgo, “pero, además, el estudio de la UJI revela que la introducción del factor sexo mejoraría la tasa de éxito en la identificación de un individuo a partir de una muestra biológica”, explica Martínez-Cadenas. H