+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Mediterráneo:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 
 

tercera temporada

'Élite' cierra un ciclo con la muerte de Polo y un "final abierto"

Netflix estrena el viernes los ocho nuevos episodios de la serie juvenil, que tiene confirmadas dos nuevas temporadas

 

Imagen de la tercera temporada de ’Élite’. - NETFLIX

MARISA DE DIOS
12/03/2020

Los bailes de graduación suelen dar mucho juego en la pequeña y la gran pantalla, sobre todo si acaban como el rosario de la aurora, como sucedió en la mítica 'Carrie' y hemos visto en la más reciente' 'Esta mierda me supera'. Así que la fiesta de final de curso de una de las series juveniles estrella entre los adolescentes como 'Élite' no podía ser menos. La sangre tiñe también de rojo la pista de baile en la que los protagonistas se despiden del exclusivo instituto Las Encinas en el comienzo de la tercera temporada de la ficción de Netflix, que llega a la plataforma este viernes 13 de marzo.

Como ya ocurrió en las dos anteriores entregas, 'Élite' vuelve a comenzar su temporada con una escena impactante, en este caso la muerte de Polo (Álvaro Rico), para desarrollar la trama a partir de un 'flash forward'. ¿Quién está detrás del asesinato? es la pregunta que planea a lo largo de los ocho nuevos episodios, en los que se cerrarán las tramas principales que colean desde el inicio de la serie para dar paso a nuevas historias en la cuarta y quinta temporada, ya confirmadas. "Todas las preguntas que se habían abierto, ahora tienen respuesta", asegura Carlos Montero, creador de la serie junto a Darío Madrona.

Pasar a la vida adulta

"Si las anteriores temporadas las definíamos como salvajes y oscuras, esta es la más profunda a nivel psicológico", afirma Omar Ayuso, que da vida a Omar. "Ya no solo están las muertes y la parte más de 'thriller', sino que los chicos se enfrentan a cerrar su etapa de instituto y pasar a la vida adulta", matiza. Su relación con Ander (Arón Piper) seguirá siendo uno de los puntales de la historia, marcada este año por la enfermedad de su novio. "Pero gracias a este hecho trágico, Ander recupera a sus referentes", remarca Piper como punto positivo a la odisea que pasará su personaje.

El que también seguirá con su vía crucis es Guzmán (Miguel Bernardeau), obsesionado con que Polo confiese que estuvo detrás de la muerte de Marina. "Le va a hacer mucha falta aprender a estar solo para perdonarse a sí mismo y a sus amigos. O al menos para que ver a Polo no se convierta en un veneno para él", apunta el actor. 

 
Itzan Escamilla, Miguerl Bernardeau, Claudia Salas y Jorge López / NETFLIX

Además de "enfrentarse a sus demonios", al otrora líder del instituto se le presenta un nuevo rival amoroso con Nadia (Mina El Hammani): Malick (Leïti Sène), un joven "que se acopla mejor a la religión, la cultura y las necesidades" de la chica y de su estricta familia musulmana. El otro fichaje en el elitista instituto de Las Encinas es Yeray (Sergio Momo), que compartirá clases con las intrigantes Carla (Ester Expósito) y Lu (Danna Paola), el voluntarioso Samuel (Itzan Escamilla), el conflictivo Valerio (Jorge López), la impulsiva Rebeca (Claudia Salas) y la impredecible Cayetana (Georgina Amorós), a la espera de saber si los creadores de la serie mantendrán a alguno de ellos en las siguientes entregas.

"El final es bastante abierto y varios personajes se quedan sin saber qué les depara el futuro", avanza Piper. "Pero, sobre todo, es un fin de ciclo, en el que se cierran los temas de estos homicidios y la etapa del instituto para muchos de los personajes", puntualiza Ayuso.