Suscríbete

El Periódico Mediterráneo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Amparo Marco

A FONDO

Amparo Marco

Dar respuestas ante la crisis

Las decisiones de Putin están abocando a todos los países europeos a una disparada inflación

El Ayuntamiento de Castelló ha atendido a 206 personas ucranianas que se han visto obligadas a huir de su país tras la invasión de Rusia. Son 76 familias, con 93 menores, que han sido atendidas por los servicios sociales municipales o a través de Pangea, la oficina de atención a las personas migrantes del Negociado de Convivencia Social e Interculturalidad. Nos estamos volcando en articular mecanismos de cooperación y activar recursos municipales para ayudar al pueblo ucraniano. Desde la mesa técnica de Castelló, Ciudad Refugio venimos trabajando para la solidaridad y para dar respuestas a las necesidades de las personas refugiadas.

La concejalía de Bienestar social del Ayuntamiento de Castelló, que dirige la concejala Mary Carmen Ribera, ha dispuesto, asimismo, espacios de trabajo para atender a las familias ucranianas que han llegado a Castelló sobre todo aquello que precisan, desde escolarización, permiso de residencia, trabajo temporal, empadronamiento, tarjeta sanitaria, o cualquier trámite necesario en estos momentos tan difíciles para estas personas que han perdido todo en medio de la guerra desatada por Putin.

Son momentos para la unidad y la ayuda humanitaria, para el apoyo total al pueblo ucraniano. La terrible crisis humanitaria cifra en más de 4 millones de refugiados ucranianos que huyen de la guerra, en la mayoría de los casos mujeres, niñas y niños, y personas mayores, según ha informado esta semana la Agencia de la ONU para los Refugiados, ACNUR, calificando este éxodo como el mayor desde la Segunda Guerra Mundial.

Precios energéticos insostenibles

La situación que estamos viviendo es muy compleja, y Europa está sufriendo los efectos de esta guerra con una grave crisis socioeconómica. Las decisiones de Putin están abocando a todos los países europeos a una disparada inflación, a unos precios energéticos insostenibles y a una inestabilidad que no se sentía en nuestro país desde la crisis energética y social de 1977, o las crisis de los años ochenta donde la inflación creció peligrosamente.

Atravesamos momentos muy difíciles en los que todas las administraciones públicas debemos permanecer unidas, con una hoja de ruta centrada en la cooperación y la efectividad para dar respuestas y ofrecer soluciones a la población y a los sectores económicos más afectados.

En este sentido, el gobierno de España ha aprobado un Plan de Choque de Respuesta a las consecuencias de la invasión de Ucrania. Con una movilización de recursos de 16.000 millones de euros, recoge ayudas para las familias, trabajadores, el tejido económico y empresarial, así como medidas en materia de transporte, ciberseguridad y energía. Se trata de proteger a la ciudadanía y sectores más afectados y preservar al máximo la creación de empleo.

De estos 16.000 millones de euros, 6.000 millones se destinan a ayudas directas y rebaja de impuestos, y 10.000 millones en créditos ICO. Entre otras medidas, es destacable la bonificación en el precio del combustible para la ciudadanía y el sector industrial, rebaja impositiva en el recibo de la luz, aumento del ingreso mínimo vital, medidas de flexibilidad como los ERTE para evitar el despido, o revisión de los alquileres de vivienda.

Alcaldesa de Castelló

Compartir el artículo

stats