Suscríbete

El Periódico Mediterráneo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

ECONOMÍA

El alza de los contratos abusivos en cítricos subleva a los agricultores de Castellón

La Unió de Llauradors denuncia operaciones a 0,10 euros el kilo que incumplen la Ley de la Cadena Alimentaria

Dos trabajadores recogen naranjas en una finca citrícola. MEDITERRÁNEO

La campaña citrícola empezó mal y ha acabado todavía peor. A los altísimos gastos energéticos y en fertilizantes a los que han tenido que hacer frente los productores de Castellón se une que muchos comercios han incluido en sus contratos de compraventa cláusulas abusivas para los agricultores. O lo que es lo mismo: los precios que han percibido se sitúan muy por debajo de los costes de producción, un hecho que incumple lo que establece la reciente Ley de la Cadena Alimentaria.

Los contratos abusivos se han multiplicado y la Unió de Llauradors ya ha puesto estos hechos en conocimiento de la Agencia de Información y Control Alimentarios (Aica), un ente que depende del del Ministerio de Agricultura, a quien ha solicitado que actúe de oficio y destine más recursos para perseguir estos presuntos fraudes.

La organización agraria avisa que el aumento de contratos con cláusulas impresas en las que el vendedor firma y acepta que el precio de compraventa está por encima de los costes de producción efectivos es un precedente preocupante y grave. «Esta circunstancia puede generar problemas en las próximas campañas porque se está asumiendo un coste de producción que no se ajusta a la realidad y que se firma por el elevado poder de negociación de estas empresas y por el miedo a quedarse con la cosecha en el árbol», asegura Carles Peris, secretario general de La Unió, quien recuerda que durante la tramitación de la Ley en el Congreso de los Diputados, la Unió ya propuso que se legislara para limitar el elevado poder de negociación de muchos intervinientes en la cadena alimentaria. «No se hizo caso y ya se observan las consecuencias», explica el dirigente agrícola. 

Uno de los casos que la Unió ya ha remitido a la Aica hace referencia a un contratado por el que un operador comercial ha adquirido 170.000 kilos de naranja de la variedad lane late a un agricultor por un precio de 0,10 euros el kilo. «En todos los estudios y publicaciones recientes los costes de producción efectivos están muy por encima del precio que esa empresa ha establecido en la transacción del contrato de compraventa denunciado y hay otras empresas también los están incumpliendo», insisten en la Unió.

Precios de referencia

De hecho, los estudios publicados por el Instituto Valenciano de Investigaciones Agrarias (IVIA) y el Observatorio de Precios del Ministerio, que datan de hace once años, sitúan los costes de producción en alrededor de los 0,23 €/kg. «Es necesario que, de forma oficial, se publiquen los precios efectivos de referencia de los costes de producción en todas las especies citrícolas», defiende Carles Peris. 

La Unió de Llauradors también resalta las crecientes exigencias que desde la Aica se solicitan para formalizar las denuncias contra aquellos operadores comerciales que incumplen la Ley de la Cadena Alimentaria. «Se nos piden cada vez más cosas», denuncian.

Compartir el artículo

stats