Suscríbete

El Periódico Mediterráneo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

VILLARREAL B

Pablo Íñiguez, único superviviente del último Villarreal B-UD Logroñés

No queda en los dos equipos otro jugador que repita de la eliminatoria de la temporada 2015/16

Pablo Íñiguez disputa un balón con un jugador de la UD Logroñés en el duelo de ida de la fase de ascenso, en Las Gaunas. Mediterráneo

Pablo Íñiguez, el segundo futbolista más veterano de la plantilla del Villarreal B, es el único integrante del actual plantel de jugadores que puede presumir de haber vivido de lleno una eliminatoria, pero a doble partido, entre el filial amarillo y la UD Logroñés. La misma que el próximo domingo, día 5 de junio, se disputará en una sede aún por designar (Ferrol o Vigo) a partir de las 18.00 horas. El burgalés jugó la ida y la vuelta de aquella eliminatoria de la primera ronda que se disputó en junio de 2016, dentro de la temporada 2015/16.

El propio futbolista ya reconoció la pasada semana que tenía clavada una espinita por haber fracasado en los dos anteriores play-offs que disputó, primero con el Villarreal B que fue eliminado a las primeras de cambio por la UD Logroñés, y luego con el Logroñés la 2018/19 ante el Hércules, que se vio sorprendido por la Ponferradina. Y se la quería quitar a la tercera, porque a la tercera todos dicen que va la vencida.

Toca remontarse a seis campañas atrás para encontrar el único precedente entre el filial amarillo y la UD Logroñés, en un partido oficial de liga de la fase de ascenso, de nuevo al fútbol profesional. El 22 de mayo de 2016 se disputó la ida en Las Gaunas (0-0) y allí el Villarreal B formó con Aitor Fernández, Pablo Íñiguez, Marcos Mauro, Edgar Ié, Adrián Marín, Rodri Hernando, Leo Suárez (Iván Alejo), Pablo Larrea (Ramiro Guerra), Alfonso Pedraza, Carlos Martínez (Carlitos) y Fran Sol. Un equipo espectacular, pero que se dio un duro golpe al finalizar el curso.

La vuelta se disputó siete días después, el día 29, en el Mini Estadi (1-1). Tras perdonar mucho en la ida, luego todo costó mucho, aunque le faltaron dos goles para superar la ronda. El entonces técnico Paco López presentó un once similar al de la ida y también repitió el experimentado central Pablo Íñiguez. Poco después se certificó su salida del filial amarillo para buscar nuevos retos a bastantes kilómetros de Vila-real.

Un buen rival

La UD Logroñés es un equipo con mucho empaque. Tiene una media de edad de 28,3 años y hasta nueve futbolistas del actual plantel tienen 30 o más años. Es el caso de Jesús Alfaro (30), Rodri Ríos (31); Pape Diamanka y Aitor Arregui (32); Iñaki Sáenz y Javi Castellanos (34); y Jesús Rueda y Aridani Santana (35). Y tiene dos delanteros que tendrán que ser atados en corto para el próximo domingo como es el caso de vasco Iker Guarrotxena (14 goles marcados) y el ariete holandés Jonathan Dubasin (10).

En las filas de la UD Logroñés milita un exportero de la Cantera Grogueta. Se trata del meta vinarocense Ximo Miralles, que esta temporada sólo ha jugado seis partidos. 

Compartir el artículo

stats