+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario de El Periódico Mediterráneo:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

conselleria se comprometió a sustituir el programa, pero no concreta cuándo

El ‘caos’ del sistema digital marca la reapertura del juzgado de Castellón

Los jueces amenazan con huelga nacional ante la falta de inversiones, las incidencias y los colapsos. Justicia rectificó y permitió en julio volver al papel en la Audiencia, pero no así en el resto de órganos

 

La provincia sufre incidencias a cuenta de la implantación de la tramitación telemática desde hace seis meses. - MANOLO NEBOT

NÚRIA B. BIGNÉ
14/09/2017

Vuelta al trabajo y vuelta a los problemas con el sistema digital. Las continuas incidencias que la justicia castellonense arrastra desde que el pasado marzo se pusiera en marcha la tramitación telemática exclusiva en toda la provincia (se suprimió la posibilidad de presentar documentación en papel) han marcado la reapertura de los juzgados.

Y es que, aunque la Conselleria de Justicia rectificó el pasado mes de julio, como avanzó Mediterráneo en exclusiva, ante los numerosos fallos del programa (Cicerone 19) y permitió la vuelta al papel en la Audiencia Provincial de Castellón; el resto de los órganos judiciales siguen lidiando cada día con los problemas que plantea el sistema digital. Abogados y, sobre todo, procuradores sufren las consecuencias de un programa que tiene «demasiados usuarios y poca capacidad», señalan.

CAÍDA EL PRIMER DÍA

Tras el parón del mes de agosto, inhábil para la Justicia, el reestreno de los juzgados se vivió con frustración en la provincia. «El uno de septiembre el sistema se colgó directamente porque todo el mundo volvió al trabajo y comenzó a presentar escritos», recuerda la decana del Colegio Oficial de Procuradores, Carmen Rubio, quien tilda de «caótica» la situación tras el verano, a cuenta del fallido programa on line, cuyas taras viene denunciando el colectivo castellonense desde su puesta en marcha.

Los incidentes no han quedado aquí y han seguido sucediéndose en días posteriores. Letrados consultados por este periódico se quejan de tiempos de espera excesivos en las cargas y envíos, inoperatividad del programa y otros errores recurrentes.

Uno de los últimos colapsos de Cicerone obligó el pasado mes de junio a suspender juicios en toda la provincia. Los cinco partidos judiciales de Castellón estuvieron paralizados durante tres horas al no poder acceder al programa. La causa del fallo fue, según la Generalitat, la maniobra realizada «para mejorar la operatividad de la presentación telemática de demandas y su base de datos». Unos trabajos que, sin embargo, provocaron la caída y que, además, no parecen haber mejorado la maltrecha situación.

Tras este episodio, la consellera de Justicia, Gabriela Bravo, se comprometió en una reciente visita a la capital de la Plana a sustituir la versión 19 de Cicerone por otro programa. La máxima responsable del área en la Comunitat dijo que estudiarían qué aspectos modificar, aunque hasta la fecha no ha concretado cuándo se producirá la sustitución del Cicerone 19 y tampoco cómo.

En julio, representantes de los procuradores de la provincia mantuvieron una reunión con Bravo en Valencia para trasladarle todas sus preocupaciones y quejas acerca del sistema. Además, le solicitaron que autorizara la doble vía (documentos en papel y en versión on line) hasta que los incidentes de la versión 19 de Cicerone estuvieran subsanados. La Conselleria escuchó la petición de la entidad y dio luz verde a volver al papel en las tres secciones de la Audiencia.

¿A LA HUELGA?

El portavoz de los jueces decanos de España, Pedro Viguer, ha advertido de que los magistrados están «hartos de esperar» inversiones. «Por primera vez hay acuerdo entre todas las asociaciones de magistratura y no se descarta la huelga», ha apuntado, incidiendo en los fallos digitales y calificando la situación actual de «prehistórica».

Temas relacionados