Suscríbete

El Periódico Mediterráneo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

REGENERACIÓN DE LA SERRATELLA

Costas prevé empezar el espigón al sur del puerto de Burriana este año

El BOE recoge la exposición pública del proyecto, como anunciaron al Ayuntamiento hace una semana

La situación de la zona de la Serratella en Burriana es muy precaria, ya que con el fuerte oleaje de los temporales las viviendas se ven afectadas. ISABEL CALPE

La reunión de hace poco más de una semana del Ayuntamiento de Burriana para abordar los problemas de regresión del litoral en Madrid ha surtido efecto. La Dirección General de Costas cumple su palabra y mueve ficha a través de la publicación, ayer mismo, del proyecto de regeneración de la playa al sur del Puerto y su correspondiente estudio de impacto ambiental para iniciar el periodo de recoger alegaciones durante un mes.

El plan supondrá una inversión de más de 5,6 millones de euros para construir un espigón a la altura de la depuradora en la Serratella con un plazo de ejecución de 12 meses que, según cálculos aproximados, podría comenzar a finales de este mismo año.  

Cumplimiento del compromiso

La alcaldesa, Maria Josep Safont, se mostró muy satisfecha por el anuncio, puesto que «han cumplido con lo que nos dijeron en el encuentro del pasado 21 de febrero y ahora esperamos que se siga avanzando en la misma línea». El equipo de gobierno ha reivindicado en numerosas ocasiones la urgencia de iniciar «cuanto antes» esta actuación, ya que está catalogada como de prioridad alta por las complicaciones que cualquier temporal causa en esta área. De hecho, el documento explicita que la situación actual es «muy precaria», debido al bloqueo del arrastre de material de las corrientes por la construcción del puerto.

Esto provoca que las viviendas situadas en el frente marítimo se vean afectadas por la fuerza del mar durante los temporales, por lo que la nueva playa ejercerá protección frente al oleaje. Asimismo, el dique perpendicular que plantean tiene como objetivo asegurar una anchura mínima suficiente de la costa para que permita disipar de forma efectiva la energía del oleaje y mejorar el entorno ecológico de la zona. 

Plazos estimados

De momento, el único término que está claro es el periodo de presentación de alegaciones, que va desde el lunes 7 de marzo al 20 de abril. Pero, según los cálculos que ha podido conocer Mediterráneo, el proceso mínimo y optimista hasta llegar a la licitación de la contratación de las obras sería de ocho meses. 

Teniendo en cuenta que no hubiera ningún impedimento grave para seguir, una vez recopiladas las observaciones, el expediente se trasladará al Ministerio de Medio Ambiente para comenzar la declaración de impacto ambiental, paso previo para recibir la autorización necesaria con la que buscar a la empresa constructora. 

Safont no quiso lanzar las campanas al vuelo porque este tipo de procedimientos suele complicarse, pero advirtió que «permaneceremos atentos a que se cumpla el calendario en los trámites». 

Compartir el artículo

stats