Suscríbete

El Periódico Mediterráneo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Tapan las señales que prohibían el paso en el vial

Conselleria da marcha atrás: Da la razón a los ciclistas y permite de nuevo las bicis en la CV-18 de Castelló a Nules

Los afectados se alegran del cambio de criterio y de que se haya primado su seguridad

Imagenes de distintos puntos de la carretera CV-18 con las señales tapadas. Erik Pradas

Pocos días después de haber prohibido la circulación expresa de los ciclistas por la CV-18, entre Castelló y Nules, como informó Mediterráneo, la Conselleria de Política Territorial recula y anula la restricción.

Han tomado la decisión de tapar las señales después de «haber escuchado al colectivo», explicaron fuentes del departamento que dirige Rebeca Torró.

Operarios se afanaron a cubrir las señales repartidas por el vial autonómico Mediterráneo

De momento, las múltiples señaléticas repartidas por el vial están cubiertas. Técnicos del departamento de carreteras las cubrieron este viernes. Desde la Conselleria avanzan que en septiembre hay previstas unas obras y «se retirarán por completo», sin especificar el gasto que supondrá quitarlas ni cuánto costó su instalación.

Exponen que «no es obligatorio imponer la prohibición» aunque exista un carril bici alternativo, razón por la cual, después de «escuchar a los ciclistas», insisten, han considerado adecuado acabar con la polémica que la colocación de las señales había generado.

Conselleria recula al permitir de nuevo las bicis en la CV-18 y da la razón a los ciclistas Erik Pradas

Pero también introducen un matiz que consideran relevante. «Recordamos la importancia de la responsabilidad que cada persona tiene en el cumplimiento del reglamento general de la circulación», en relación, sin duda, al uso que tanto ciclistas como conductores realizan de la carretera, de manera que se garantice la seguridad de todos.

De esta alusión se deduce que la Conselleria acordó con la Guardia Civil prohibir el paso de las bicicletas por la CV-18, porque podrían haberse detectado problemas en ese sentido.

La respuesta de la Generalitat al malestar del colectivo ciclista ha sido recibida con satisfacción por quienes lo hicieron público.

Desde el primer momento, defendieron que no entendía la restricción en un vial convencional desdoblado y con un buen arcén, por lo que tenía los elementos de seguridad para ser una buena opción para la práctica del ciclismo en su modalidad deportiva.

Y remarcaban que el carril bici que debía ser una alternativa, no lo es, por su mal estado de conservación y los numerosos obstáculos que tiene lo largo de su trazado.

Intervención del Ayuntamiento de Almassora

Sobre la falta de mantenimiento del carril reservado ya dejó constancia el Ayuntamiento de Almassora. El consistorio recibió una queja de un usuario advirtiendo de su deterioro, que el equipo de gobierno trasladó de inmediato a la Conselleria, a quien le corresponde su supervisión, para que lo revisara.

Los ciclistas, así las cosas, pueden circular ya de nuevo por la CV-18 entre Castelló y Nules, pero Política Territorial remarca la necesidad de que todos los usuarios asuman su parte de responsabilidad a la hora de no exponer la seguridad colectiva en este vial.

Compartir el artículo

stats