Suscríbete

El Periódico Mediterráneo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

OBRA FUNDAMENTAL PARA EL FUTURO DE PORTCASTELLÓ

La patronal CEV Castellón afirma que el acceso sur al puerto en tren favorecerá a la economía provincial

Los vecinos de los barrios próximos a la vía valoran que no habrá barrera visual frente a sus casas

La nueva conexión proyectada por Adif conecta el puerto con el corredor mediterráneo por la zona sur de Castelló. Mediterráneo

Uno de los proyectos más importantes para el futuro del puerto de Castellón, la construcción de los accesos por tren a la zona sur, ha dado esta semana un importante paso con la publicación por parte del ente estatal que gestiona las infraestructuras ferroviarias, Adif, del listado de las expropiaciones, como paso previo a la licitación de las obras. Un episodio que, según indica el presidente de PortCastelló, Rafa Simó, podría darse en el transcurso de este mismo año. El máximo dirigente de la patronal CEV Castellón, Luis Martí, expone que el anuncio de Adif «es una excelente noticia, y lo vemos positivo desde cualquier punto de vista», ya que estos accesos «darán nuevas oportunidades de conectividad al puerto y tendrá efectos positivos en cuanto a la generación de riqueza».

El presidente de la organización empresarial recuerda que este proyecto de accesos «es una reivindicación histórica» del tejido económico de Castellón, y señala que ahora hay que luchar por conseguir una rápida ejecución de las obras. «Los anuncios efectuados en los últimos días tienen que corresponder a acciones inmediatas». Martí pone de manifiesto que también hay pendiente una obra vital para la economía castellonense, como es el corredor mediterráneo, «y sería inconcebible que el puerto de Castellón se quedara incomunicado por tren, algo que sería letal para su futuro».

Viviendas próximas

Otros colectivos que han valorado la medida son los vecinos de los barrios cercanos. José Gómez, de la asociación de San Bernardo, confirma que hace unos días «fuimos informados de este tema por parte de Rafa Simó, y de que el proyecto definitivo irá por debajo del nivel de tierra», con lo que el impacto visual será mínimo. «Con nuestra lucha también conseguimos que la vía esté electrificada». Ahora pide que, aprovechando las obras «se mejoren las condiciones para conectar los barrios, como a la altura de la avenida Valencia», y que se mejoren las condiciones de evacuación de pluviales haciendo uso de las canalizaciones que irán ligadas a la nueva vía de tren.

El presidente del colectivo de Sant Jaume-Roquetes, Alberto Ramos, destacó que el tramo en superficie de los accesos ferroviarios se harán a 500 metros de las casas en las que residen «y logramos que se hicieran mejoras importantes como la electrificación». En cuanto a las dudas que quieren resolver con una próxima reunión con representantes de Adif es garantizar que la futura obra no reduzca los accesos a su barrio. 

Compartir el artículo

stats