Suscríbete

El Periódico Mediterráneo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

CD CASTELLÓN

Una inversión de 2 millones de euros para relanzar al Castellón

Vicente Montesinos sigue negociando la entrada de inversores en el club albinegro

Vicente Montesinos, en su despacho, analiza todas las propuestas que le han llegado para entrar en el club. GABRIEL UTIEL BLANCO

Mientras muchos clubs de Primera RFEF centran sus esfuerzos estas semanas del mes de junio en las negociaciones con jugadores y entrenadores, en el CD Castellón el trabajo de Vicente Montesinos a estas alturas de la temporada es hacer cuentas, analizar al detalle la situación económica de la entidad y seguir negociando con los inversores que se han interesado por entrar en el club para tratar de alcanzar el mejor acuerdo posible.

El Castellón, pese a no haber conseguido pelear por el ascenso a Segunda en la campaña a punto de finalizar, sigue siendo una plaza interesante para los entendidos del fútbol y por eso no es de extrañar que hayan sido varios grupos los que han preguntado por la posibilidad de entrar a formar parte del mismo, al considerar que se trata de un buen lugar para el negocio y para iniciar de este modo un proyecto a medio-largo plazo.

Eso sí, las cuentas que manejan a día de hoy son las que son y las primeras a las que habrá que hacer frente, de entrada, ascienden a los 2 millones de euros para iniciar la próxima temporada 2022/23. Esa cantidad permitiría al club hacer frente a una serie de pagos pendientes a los acreedores, entre ellos la Agencia Tributaria y la Seguridad Social, y otros proveedores a los que les adeudan determinadas cantidades de este curso. Sería el primer paso para dar oxígeno a la entidad y relanzarla. A partir de ahí ya se irían haciendo cargo de otros pagos pendientes. Y es que, al margen de estos dos millones de euros, otros 1,5 millones están en concursal y el club de la capital de la Plana los va amortizando en cantidades de 80.000 euros anuales (a 20 años), mientras que hay otros 1,5 millones pendientes con Capital Albinegro, la sociedad que posee la mayoría accionarial.

Para ello, Montesinos sigue negociando con distintos grupos que han llamado a su puerta para entrar en el club y, en todos los casos con los que mantiene abiertas conversaciones, la inversión inicial de los interesados está por encima de los citados 2 millones con los que se harían efectivos los pagos más urgentes e inmediatos.

Por el momento no hay ninguna negociación cerrada y Montesinos sigue analizando todas las opciones al detalle, pero la firma de un hipotético acuerdo no debería demorarse mucho más, ya que tanto el proyecto deportivo como la nueva reestructuración del Castellón que el presidente quiere establecer siguen paralizados.

Alguno de ellos, como es el caso del grupo encabezado por el argentino Ranucci, envió a un emisario a la capital de la Plana y hace algunos días estuvo mirando y analizando documentación e interesándose por la situación del club, pero no se marchó con un acuerdo y siguen estudiando todas las opciones.

Compartir el artículo

stats